Compatibilidad de la madre Acuario con su hijo Piscis

Relación de las madres Acuario con los hijos del signo Piscis

Patricia Fernández
Patricia Fernández Redactora en Guiainfantil.com

Si has nacido entre el 21 de enero y el 18 de febrero eres una madre Acuario. Este es un signo de aire, bajo la dominante de los planetas Saturno y Urano, planetas de las explosiones y los influjos violentos. Los acuarios poseen una gran libertad de espíritu e inteligencia, pero también se caracterizan por poseer comportamientos inexplicables y gran versatilidad para enfrentarse a los cambios. ¿Será esto compatible con los tranquilos y sensibles hijos del signo Piscis?

Te desvelamos la compatibilidad que hay entre la madre Acuario con su hijo Piscis.

Cómo es la madre Acuario

Compatibilidad de la madre Acuario con los niños Piscis

Sin duda este es un signo caracterizado por su emotividad y creatividad. Las madres Acuario son madres divertidas y peculiares, muy alejadas de la típica madre de estilo clásico. Sus deseos de libertad, y una mente que la acerca más al futuro que al presente, hace que vuelquen estas expectativas en sus hijos, mostrándoles el camino para que vuelen cuanto antes. Las madres Acuario dejan a sus hijos expresarse con libertad, se oponen a lo convencional, son atraídas por las cosas poco comunes, las sorpresas y buscan experimentarlo todo. Poseen grandes habilidades de comunicación y son muy empáticas con sus hijos.

Sin embargo, son muy inestables, tan pronto puedes esperar una cosa de ellas, como todo lo contrario, pues su gran imaginación, y una yuxtaposición de personalidades que vive en su interior, las lleva a tener comportamientos inesperados, lo que puede volver un poco locos a sus hijos.

Cómo es el hijo Piscis

Como su madre, los hijos Piscis también son un signo de agua, lo que les hace tan volubles como ellas. Sin embargo, en contraposición con sus madres, los niños/as Piscis son reservados e intuitivos, llenos de continuos contrastes, confusiones y grandes luchas.

Bajo su apariencia sosegada se esconde un carácter complejo que se ahoga en un vaso de agua con cualquier problemilla del día a día y que nunca termina de solucionar.

Son niños sinceros, sensibles, amables, generosos, y afectuosos, pero no alegres, ya que tienen un sentimiento fatalista y de autodestrucción que los lleva a la melancolía.

Aman la naturaleza, la música y la poesía y saben conquistar simpatías con su bondad y delicadeza.

No tienen amistades muy estrechas pero son sociables, aunque su gran honestidad interior a veces les causan grandes quebraderos de cabeza.

Relación de la madre Acuario con su hijo Piscis

El hijo o hija Piscis necesita de un apoyo constante y mucho cariño, y eso es algo que a las madres Acuario les cuesta expresar. Aún así, estos dos signos tienen muchas cosas en común: los dos son volubles, tienen cambios de carácter y de ánimo, son pacíficos, huyen de los enfrentamientos y son comprensivos.

Por otro lado la pasividad y la pereza de los niños Piscis es algo que enerva a las madres Acuario, que son impulsivas y trabajadoras, siempre con expectativas a la vista.

La falta de resolución de los niños Piscis, por miedo a equivocarse, ya que son excesivamente sensibles y amables, les hace abandonar sus metas constantemente, lo que estresa a las madres Acuario. Sin embargo, su abnegación y su altruismo, les lleva muchas veces a sacrificarse por los demás, aunque esto les conduzca a una tristeza interior.

Los niños Piscis buscan la tranquilidad de las rutinas de lo tradicional, y el refugio de la familia y el hogar, algo que no consigue aportar la voluble madre Acuario siempre en busca de la aventura, de salir de su casa y de las novedades.

Los niños Piscis son fáciles de educar, aunque no son buenos en los estudios. Hay que tener cuidado con impresionarles demasiado, ya que su alta sensibilidad puede causarles traumas de por vida. Hay que mantenerlos alejados de la violencia y de las emociones fuertes. Y, si las madres Acuario consiguen superar su individualidad, y dar a su hijo un poco de estabilidad y muchos mimos, su relación podrá ser bastante buena.