10 curiosidades del Eco para explicar a los niños

Respondemos a los porqués de los niños sobre el eco

Estefanía Esteban
Estefanía Esteban Responsable Multimedia

'Eco-eco-ecooo'. ¿Alguna vez le pediste a tu hijo que gritara esta palabra en lo alto de una montaña? A los niños les encanta escuchar su voz repetida una y otra vez. Algunos piensan que son las propias montañas las que hablan.  

Aquí podrás encontrar 10 curiosidades sobre el eco y dar respuesta a todos los porqués de tu hijo sobre este fenómeno. ¿Estás preparado?

Las 10 curiosidades sobre el eco que te sorprenderán

Curiosidades sobre el eco

Seguramente tu hijo te preguntó alguna vez sobre el eco. Pocos consiguen entender por qué las montañas o un lugar vacío devuelve la voz de esa forma. Aquí encontrarás la respuesta a todas sus dudas. 

1. Por qué existe el eco. El eco se produce porque las ondas de sonido rebotan contra una superficie y vuelven hacia el punto de origen. Es como si tiraras una piedra y rebotara contra una superficie. En palabras técnicas, el eco es la reflexión del sonido. 

2. ¿Pero siempre se oye el eco? El eco solo se oye si hay un retardo de entre 1 y 10 segundos del sonido original. Así que no esperes toda una eternidad. Si no escuchas lo que dijiste en 10 segundos, no habrá eco.

3. ¿Pero el eco tiene alguna utilidad? Por increíble que te parezca, la tiene. ¿Sabías que muchos navegantes utilizan el eco para determinar la posibilidad de que haya cerca un iceberg en días de niebla? También lo utilizan para medir la flotabilidad del agua. 

4. ¿Y los animales también pueden percibir el eco? Claro que sí. De hecho, los delfines utilizan el eco para desplazarse en la oscuridad de las profundidades del océano. ¡Y mira que son ágiles! Los murciélagos también se comunican mediante el eco. A esta comunicación se le llama ecolocalización.

5. ¿Existen zonas en donde el eco se escuche con más facilidad? Sí. Existen zonas de la Tierra en donde el eco es mucho más claro. Sobre todo, en las montañas. Si quieres disfrutar del eco, sube a una montaña en medio de una cordillera. ¡Y prueba! Pero también hay zonas concretas. Por ejemplo, el castillo de Woodstock, en Inglaterra. Si dentro del castillo lees un extracto de una novela, el eco te devolverá... ¡17 sílabas!

6. Y si lo que no quiero es que haya eco, ¿qué debo hacer? Si es un interior, debes llenar la habitación con muebles y cortinas, que frenen la expansión del eco, ya que son malos reflectores del sonido. 

7. Pero, ¿por qué el eco se llama Eco? Existe una leyenda, de la mitología griega, sobre la historia de una ninfa muy bella y alegre que se llamaba Eco. Todos caían rendidos a sus pies. Así que el Dios Zeus también sucumbió a sus encantos. La mujer de Zeus la castigó, obligándola a vivir en valles, cuevas y montañas, y a no poder hablar. Soo podría repetir las últimas palabras de lo que oí. Bonita leyenda, ¿verdad?

8. ¿Es verdad que los patos no emiten eco? Hay muchas teorías al respecto, y no parecen ponerse de acuerdo. Algunos estudios determinan que sí pueden emitir eco, mientras que otros científicos mantienen que es el único animal que no genera eco al emitir sonidos. 

9. ¿Tienes que estar a alguna distancia concreta para escuchar el eco? Sí. No puedes estar a menos de 17 metros de distancia del objeto contra el que rebota el sonido. Esto es, que si estás en las montañas, debes de estar a más de 17 metros de la montaña contra la que gritas.

10. ¿Se oye mejor el eco en la smontañas o en una llanura? Tienes más posibilidad de encontrar eco en las montañas, pero si encuentras eco en una llanura, será mucho mejor, más nítido.