Cómo actuar ante un niño introvertido

Cuando el niño prefiere la soledad a la relación con los demás

Carola Álvarez Arce
Carola Álvarez Arce Psicóloga Infanto-Juvenil

Albert Einstein era un hombre muy tímido. Tanto le dificultaba entablar amistad que su amiga más cercana era su hermana. Físico brillante por su teoría de la relatividad, estaba convencido que "la monotonía y la soledad de una vida tranquila estimula la mente creativa".

Sin embargo, a veces como padres podemos angustiarnos si nuestros hijos son tímidos o retraídos. Socialmente cobra mayor valor aquellos niños espontáneos que les es fácil conversar y entablar amistades. Por lo mismo, no es menor detenerse un momento y volver a observar esta conducta y saber cómo podemos actuar ante un niño introvertido y potenciarle.

Cómo es un niño introvertido y cómo ayudarle

Niños introvertidos 

Lo cierto es que la introversión es un componente propio de la personalidad y que incluso puede ir tomando distintas formas a lo largo del desarrollo. Para poder saber si nuestro hijo es introvertido, no basta con relacionarlo con conductas relacionadas con la timidez; sino más bien hay que preguntarse y observar dónde recargan sus energías.

Si la respuesta es estando solos, haciendo alguna actividad que esté al servicio de la soledad como leer, pintar, caminar etc; Entonces estamos frente a un niño introvertido.

¿Qué herramientas existen para poder acompañar a un niño introvertido, respetando este rasgo de su personalidad? Veamos las siguientes:

1- Como padres es imprescindible poder respetar la necesidad de permitirles ese tiempo de estar a solas, porque es ese espacio en donde ellos se sienten felices y plenos. Este espacio les puede permitir aprender a orientar su ansiedad en vez de atiborrarlos de actividades. Es importante reflexionar sobre lo que necesitan nuestros hijos y no lo que nosotros deseamos.

2- Los niños introvertidos necesitan un tiempo mayor de adaptación. Tienen un ritmo biológico más lento porque van digiriendo y degustando poco a poco los estímulos sociales. Por ello que son muy observadores y tienen una honda interioridad. Son innatos en encarnar los valores de la Filosofía Slow. Se recomienda que en actividades sociales concurridas sean los primeros en llegar, para que así de a poco se adaptaran a las personas que concurran al lugar de la celebración. 

3- Hablar de lo que ocurrirá siempre es una herramienta positiva para calmar y evitar la ansiedad frente a un estresor. Como padres se les aconseja hablar y anticipar sobre situaciones sociales. por ejemplo “para el cumpleaños de la abuela recuerda que habrá más niños y personas”.

4- Ayuda y acompaña en la emoción a tu hijo cuando está nervioso frente a un contexto social. Se ha estudiado que algunos introvertidos secretan cortisol, la hormona del estrés. Entonces es importante construir un plan de acción que permita una oportuna ayuda a tu hijo.   

Piensen lo siguiente. Gracias a esa hermana que supo acompañar en el silencio a Einstein, la sociedad tuvo de regalo el aporte de este personaje para nuestra sociedad. Es fundamental el acompañar a nuestros hijos respetando sus propios ritmos, porque los reconocemos tal cual como son ellos y no como queremos que sean.