El parque, la mejor extraescolar para los niños

Beneficios que tiene ir al parque con los niños

Elisa Martínez de Miguel
Elisa Martínez de Miguel Logopeda infantil

Desde el comienzo de la etapa escolar de nuestros hijos, a los padres se nos presenta un asunto importante que nos supone un quebradero de cabeza, un auténtico “encaje de bolillos”: programar las actividades extraescolares de nuestros peques, con todo lo que esto conlleva, cuadrar horarios, coordinarnos con nuestras parejas, abuelos o amigos para poder llevarles y recogerles.

Si una cosa está clara, es que todos los padres queremos poner al alcance de nuestros hijos todo aquello que les beneficie, ayude y les sea útil en su futuro.

El bombardeo de información y de publicidad sobre dichas actividades, nos las presentan como de vital importancia para los niños ¡Imprescindibles para su desarrollo! Inglés, natación, música, deportes, etc.. Esto nos crea estrés, incertidumbre, dudas, en fin, una preocupación en toda regla. ¿Os sentís identificados? 

El parque la mejor extraescolar para los niños

El parque, la mejor extraescolar para los niños

Dicho esto, tomémonos un tiempo para recapacitar sobre este asunto. Nuestros hijos pasan en el centro escolar una media de cinco a ocho horas al día; durante este tiempo todas las actividades en las que participa les son impuestas, pautadas y dirigidas por adultos, excepto la hora del recreo. Los niños salen del cole, empachados de información y de actividad, con un nivel de estrés perjudicial para su corta edad.

Desde que salen del cole hasta que llega la hora del baño, cena y acostarse les quedan cuatro horas escasas libres de obligaciones, siempre y cuando no tengan que hacer deberes, que se resta de su tiempo libre.

¿Qué hace nuestro hijo durante ese tiempo que le queda?, ¿Cuál es la actividad extraescolar que realmente demanda y necesita cualquier niño? Una actividad innata en ellos, del agrado de todos los peques… ¡Jugar!

Ahora bien, si al “juego” le sumamos, “naturaleza”, “luz natural” y “entorno socializador” creamos una receta deliciosa, del gusto de cualquier niño: ¡El parque! La mejor actividad extraescolar, que reúne todos los requisitos: gratuita, libre, disponible, accesible y el horario es flexible.

¿Qué beneficios les aporta a nuestros hijos ir al parque?

- Es un momento privilegiado para descubrir, crear e imaginar.

- Es una vía de socialización, cuando juega con otros niños gesta sus futuras habilidades sociales (asertividad , empatía).

- Desarrolla el sentido de la independencia y la responsabilidad, aprenden a ser mas autosuficientes y a tener más confianza en sí mismos.

- Al jugaren él parque con sus amigos, se transmiten valores tales como, bondad, honestidad, amabilidad, saber perdonar y ser perdonado, respetar, ser tolerantes.

- Al estar en contacto con la naturaleza y el aire fresco, el niño se calma, baja su nivel de estrés y tiene un efecto relajante. Así, al llegar a casa y ponerse hacer los deberes, estará más fresco y esto le ayudará a concentrarse en la tarea.

- Favorece a su salud. La actividad física que hacen en el parque les ayudará a construir huesos fuertes, mejorar su tono muscular y quemar calorías; por otro lado, la luz solar ayuda a la absorción de vitamina D de forma natural y mejora su sistema inmunológico.

Para terminar, me gustaría dejaros unas recomendaciones para que este rato en el parque sea más provechoso para vuestros peques:

   - Déjale que él decida con quien quiere jugar, cuando empezar y terminar el juego; que pacten ellos las normas del juego.

   - Facilítales el juego, no importa que se ensucien, no les protejas en exceso.

   - Si entran en riñas o conflictos con otros niños, es bueno que aprendan a solucionarlo entre ellos, solo ejercer de mediadores cuando se precise; esto le ayudará a su sociabilización. 

  - No abastecerle de juguetes, que utilicen elementos de la naturaleza (palos, arena, piedras, hojas, frutos) así hará que surja la magia del juego y la imaginación. Que observen la naturaleza e interactúen con ella. Les encanta observar insectos, recoger hojas, hacer construcciones con palos y piedras, excavar en la arena, trepar a los arboles...

Como veréis el parque da mucho juego y les aporta grandes beneficios. Lo ideal sería todos los días un ratito de parque, intentarlo ya veréis como después de una jornada estresante para padres e hijos, el parque os relaja un poco y baja el nivel de estrés.