Cuándo la mujer odia estar embarazada

Qué ocurre cuando las madres sienten rechazo en todas las etapas del embarazo

Sara Cañamero de León

Lo más habitual es que el embarazo sea felicidad, pero hay situaciones en los que la vivencia de estos nueve meses no sea tan idílico como desearíamos.

El embarazo supone una montaña rusa emocional, es cierto que podemos tener momentos en los que brillamos de emoción y alegría y otros en los que necesitamos un pañuelo para secar nuestras lágrimas.

Algunas mujeres van más allá, y sienten rechazo a esta nueva situación, odian estar embarazadas; es algo irracional y que no podemos negar ni controlar; y justo es esa negatividad la que hace que estas mujeres además se sientan culpables por sentir lo que sienten.

Por qué hay mujeres que odian estar embarazadas

Cuando la mujer odia estar embarazada

Veamos cuales podrían ser los motivos por los que una futura madre odia estar embaraza:

- Rechazo al nuevo cuerpo
Hoy en día se le da muchísima importancia al cuidado del cuerpo y en el embarazo no queda otra que éste cambie para poder albergar al bebé. Durante el embarazo no sólo crece la tripa, se ensanchan las caderas, crecen los pechos que se preparan para la lactancia, retenemos líquidos y hay mujeres que no llevan nada bien mirarse al espejo y no reconocerse.

Además, aunque recomendamos permanecer activas durante el embarazo es cierto que debemos evitar deportes de impacto, o que requieran esfuerzos elevados; y muchas mujeres especialmente activas lo llevan realmente mal.

- Nauseas y vómitos
Debido a la influencia de las hormonas las embarazadas suelen sufrir nauseas y vómitos durante los primeros meses, aunque algunas permanecen con ellas hasta que nace el bebé. Esta sensación desagradable que se sufre día tras día evidentemente nubla la alegría que podría presentar la mujer.

- Miedo al parto
Es frecuente que sintamos algo de nerviosismo cuando pensamos en el parto, pero algunas mujeres sienten auténtico pavor al parto por muchos motivos – desgarros, bienestar del bebé, pujaremos bien, etc. Y viven los nueve meses con un elevado estado de ansiedad pensando en el gran día; con lo que el miedo les impide disfrutar de los meses de embarazo.

- Rechazo al futuro bebé
Hay veces que el bebé llega sin buscarlo, en el peor momento.O puede que la madre lo culpe de determinadas situaciones 'por culpa del bebé no puedo seguir trabajando, haciendo ejercicio,…'; o bien que sienta que el bebé le va a quitar libertad ( y eso lo llevan mal).

- Depresión
También estando embarazadas podemos estar deprimidas, y esto hará que tengamos falta de ilusión y de energía para enfrentarnos al nuevo bebé.

Mi recomendación como matrona es que acudas a un psicólogo si te ves en alguna de las situaciones u otras que te hagan desear no estar embarazada, o sientas rechazo hacia el bebé; ya que muchas veces este sentimiento no puedes compartirlo ni con tu pareja; socialmente es casi 'inaceptable' que una embarazada tenga sentimientos negativos hacia su bebé o su estado de 'buena esperanza'; es por eso que un profesional puede reorientar la sensación de angustia que puede generarte todo.