15 semanas de embarazo

Semana 15 de embarazo. El embarazo y desarrollo del bebé en la semana quince de la gestación

Si este es tu primer embarazo, tienes todo el tiempo para cuidarte y ocuparte de ti misma. Dedica al menos un tiempo al día para tus momentos de relax o cuidados. Sin embargo, si es tu segundo embarazo, estarás más atareada cuidando de tu primer hijo. La semana 15 de embarazo es un buen momento para plantearte cómo decirle a tu hijo que va a tener un hermanito. Puedes hacerle partícipe del embarazo ayudando a elegir nombre para el bebé, explicándole el proceso y las ventajas que supone tener un hermano.

Cambios en el cuerpo de la mujer embarazada

Tu cuerpo en la semana 15 de embarazo

A las 15 semanas de embarazo, tu abdomen sigue creciendo, esto significa que la piel de tu abdomen tiene que ceder hasta el final del embarazo. La piel es muy elástica y aunque te parezca a medida que avance tu embarazo, que tu barriga no puede crecer más, aumentará sin problemas. Hay mujeres con barrigas exageradamente grandes y otras que parece que están en la mitad de su embarazo cuando se encuentran en la recta final.

Lo que puedes hacer para evitar que se rompan los tejidos y aparezcan las temidas estrías es comernzar cuanto antes a cuidarte con cremas. De esta manera, tendrás  la piel bien hidratada y evitarás que aparezcan esas líneas rojas tan antiestéticas.  Conviene que te apliques cremas hidratantes varias veces al día.

Otro cambio que podrías apreciar en tu cuerpo en la semana catorce de tu embarazo es el aumento o aparición de varices o venas varicosas. Suelen salir en las piernas debido a problemas circulatorios o debido al exceso de peso que soportan las piernas. Para evitar la varices debes evitar estar mucho tiempo en la misma postura, hacer ejercicios de rotación con los pies, beber mucha agua y caminar todos los días. Los baños intercalando agua fría y agua caliente también son efectivos y, sobre todo, no lleves ropa que pueda ajustarte.

Desarrollo y crecimiento del bebé en el embarazo

Tu bebé en la semana 15 de embarazo

Tu bebé tiene ya 13 semanas de vida, mide unos 12 centímetros y pesa alrededor de 60 gramos. El lanugo, una especie de vello que le sirve de protección recubre su cuerpo. 

Su sistema nervioso se ha desarrollado a un ritmo vertiginoso en las últimas semanas: ya se distingue el tálamo, hipotálamo y los ventrículos del cerebro. 

Una ecografía ya podría decirte si tu bebé es niño o niña ya que sus órganos genitales se aprecian perfectamente. En esta semana 15 de embarazo, el bebé está muy activo, realiza un montón de movimientos, traga líquido amniótico e incluso se puede llevar los dedos a la boca. 

Su corazón con las cuatro cavidades ya formadas son visibles mediante una ecografía. El feto ya tiene vejiga y estómago. 

La salud y las emociones durante el embarazo

En ocasiones se produce una incompatibilidad de Rh entre la madre, si ésta tiene Rh- y el hijo, cuando es Rh+. Lo que puede ocurrir en este caso es que la sangre de ambos se ponen en contacto, se pueden crear anticuerpos contra el Rh+ del bebé. Este suceso no tiene ningún tipo de síntoma y será el médico quien obtenga este dato a raíz de los análisis clínicos.

El tratamiento en estos casos es una vacuna para la madre con Rh- en la semana 28 de embarazo y en cuanto al bebé, el personal médico estará pendiente en el momento del nacimiento para valorar una posible incompatibilidad de Rh y actuar en consecuencia.

El segundo trimestre es un período de tranquilidad emocional. Ya pasaron los primeros momentos en los que te sentías abrumada y llorabas por cualquier pequeña cosa o te sentías irascible y enfadada sin tener grandes motivos. Estás más adaptada a tu nueva situación y el torrente de emociones ha pasado. Sin embargo, sí podrías en la semana 15 de gestación, estar más olvidadiza y despistada, es normal, tómate con humor todas esas cosas que olvidas a lo largo del día.

Dieta y alimentación para la embarazada

Dieta en la semana quince de embarazo

¿Tienes ganas de comer a todas horas? ¿Abrirías la nevera y devorarías todo lo que hay dentro? Puede que haya días en los que tengas un apetito voraz o que desarrolles una necesidad por los dulces y el chocolate, pero no debes perder la perspectiva de llevar una dieta equilibrada.

Los carbohidratos deberían aportar más de la mitad de las calorías diarias. Es lo que te dará la energía necesaria en la semana quince de embarazo. Los encontrarás en verduras, frutas, fibra, verduras de hoja verde, minerales y vitaminas.

Las proteínas ayudan a la creación de células de la sangre. Las proteínas están presentes en carnes magras, pollo, pescado, huevos o frutos secos.

Las grasas no deben ser eliminadas de tu dieta aunque sí has de controlar una excesiva ingesta. Los pescados son ricos en grasas Omega3, pero cuidado con el atún o pez espada ya que contienen mucho mercurio.

Los suplementos vitamínicos que te ha recetado el médico te ayudan a cubrir las necesidades de tu cuerpo pero no está de más que las frutas formen parte de tu dieta diaria.

Curiosidades en la semana 15 de embarazo

El descanso es algo fundamental a lo largo del embarazo. Tienes que procurar dormir 8 horas seguidas por la noche, intenta crear una rutina y acostarte y levantarte a la misma hora. No tomes bebidas estimulantes por la noche y utiliza ropa muy cómoda y que no apriete para dormir. Mejor postura para dormir será de costado, sobre el lado izquierdo.

Muchas embarazadas tienen sueños extraños en el embarazo: que su bebé tiene malformaciones, llega el momento del parto, pierden a su bebé. Son pesadillas que reflejan la ansiedad o preocupaciones de la mujer en la semana 15 de gestación.