Día Internacional de los Derechos del Niño - 20 de Noviembre

Conoce los Derechos fundamentales de los niños y cómo educarles para que los conozcan y los defiendan

Vilma Medina
Vilma Medina Periodista, MA

Que todos los menores de 18 años tienen Derecho a recibir una atención y protección especial es algo conocido y aceptado por todos hoy en día. Pero esto siempre no ha ocurrido así. Hasta finales de la década de los ochenta del pasado siglo, no todos los niños y niñas podían beneficiarse de una serie de derechos jurídicos imprescindibles para su protección. El 20 de noviembre de 1989, la Asamblea de las Naciones Unidas aprobó la Convención sobre los Derechos del niño. que no solo asegura la protección de los niños sino también su educación, salud, el derecho de tener un nombre, una nacionalidad, una familia, entre otros.

Los 10 Derechos fundamentales de niños y niñas

cuáles son los Derechos de los niños

Entre todos los Derechos que recoge la Convención de 1989, Guiainfantil.com ha recopilado los más importantes e imprescindibles para que todos los niños crezcan en un ambiente de paz y alegría y sus padres puedan estar tranquilos sabiendo que sus hijos están debidamente protegidos:

1. Derecho a la vida
El Derecho a la vida significa que los niños deben tener la oportunidad de vivir su propia vida. Sin vida, los demás derechos no tienen sentido. Los niños tienen el derecho a vivir su infancia y poder crecer y a desarrollarse como seres humanos hasta llegar la edad adulta.

2. Derecho a tener una familia
Todos los niños, independientemente de su raza o nacionalidad, o clase social, deben tener el Derecho a ser integrante de una familia y a no ser separado de ella. Los niños tienen derecho a desarrollarse en el seno de la familia, a ser acogidos y no ser ignorados por ella. La sociedad, de un modo general, debe luchar para que eso sea respetado.

3. Derecho a tener un nombre, una identidad y una nacionalidad
Desde que nacen, todos los niños tienen el Derecho a tener un nombre, una identidad y una nacionalidad. Tienen Derecho a poseer una identidad oficial, es decir, a tener un nombre, un apellido, una nacionalidad y a conocer la identidad de sus progenitores.

4. Derecho a la salud
Niños, niñas y adolescentes tienen el Derecho a recibir atención médica y de calidad, con la finalidad de prevenir, proteger y tratar su salud, así como su seguridad social. Todos los niños tienen el Derecho a la salud física y mental.

5. Derecho a la educación
Todos los niños tienen derecho a una educación. La educación no consiste únicamente en aprender a leer y escribir, sino que constituye la base del desarrollo personal. Los niños tienen Derecho a una educación básica y gratuita que les permita desarrollarse como individuos sin discriminación de ningún tipo. Porque todos los niños tienen derecho a aprender y porque la educación será su mejor herramienta para crecer saludable.

Derecho de los niños a jugar

6. Derecho a jugar
El juego y las actividades lúdicas deben formar parte de la infancia de cualquier niño. Los niños tienen el Derecho a jugar, a imaginar y fantasiar, porque es la base de su desarrollo. Los juegos fomentan el desarrollo físico e intelectual del niño, promueven su creatividad y los prepara para vivir en sociedad. Las actividades lúdicas también aseguran que nuestros niños tengan una infancia saludable a nivel físico y emocional. Por todo eso y por mucho más, todos los niños deberían jugar.

7. Derecho a la alimentación y la nutrición
Todos los niños tienen el Derecho de recibir una alimentación básica, suficiente, accesible, duradera y en condiciones saludables, esencial para su desarrollo físico e intelectual. La alimentación es vital para cualquier niño o adulto. Este derecho a la alimentación se encuentra en el principio 4 de los Derechos del niño, y es crucial que la garanticemos para que los niños puedan sobrevivir.

8. Derecho a la protección y a NO trabajar
El derecho a la protección contra el trabajo infantil dice lo siguiente: El niño debe ser protegido contra toda forma de abandono, crueldad y explotación. No será objeto de ningún tipo de trata y no deberá permitirse al niño trabajar antes de una edad mínima adecuada; en ningún caso se le dedicará ni se le permitirá que se dedique a ocupación o empleo alguno que pueda perjudicar su salud o educación o impedir su desarrollo físico, mental o moral. Un Derecho a ser exigido especialmente en los países más desfavorecidos.

9. Derecho a expresar su opinión y a ser escuchado
Todos los niños tienen Derecho a la libertad de expresión, es decir, a buscar, recibir o transmitir ideas o informaciones de todo tipo ya sea en su casa, fuera de ella, de forma oral, escrita o mediante dibujos. Este derecho sólo puede ser restringido cuando afecte a la reputación de los demás, a la integridad moral o por cuestiones de seguridad nacional. Al tener derecho a expresarse, los niños aprenderán a comunicarse, a expresar sus emociones, su sentido crítico y a hablar.

10. Derecho a la igualdad
El derecho de los niños a la igualdad recoge que todo niño disfrutará de los derechos anunciados en esta Declaración. Estos derechos serán reconocidos a todos los niños sin excepción alguna ni distinción o discriminación por motivos de raza, color, sexo, idioma, religión, nacionalidad, posición económica, nacimiento u otra condición, ya sea del propio niño o de su familia.

La historia de la Convención sobre los Derechos del niño

Bebé de distinta raza

Poco más de una década después, en 1959, la Asamblea General de la ONU, consciente de la importancia que había que otorgarle a la normativa infantil, aprobó una Declaración de los Derechos del Niño que explicitaba, a lo largo de 10 principios, los derechos contemplados en la Declaración de 1948.

Poco después, la ONU determinó que fuera el Fondo Internacional de Emergencia de las Naciones Unidas para los niños (UNICEF) el organismo encargado de la protección de los menores. Desde entonces se ha empleado a fondo para proteger jurídicamente a la infancia, y fruto de sus debates nació, el 20 de noviembre de 1989, la Convención sobre los Derechos del Niño.

Desde que se aprobara el documento en la Asamblea General de las Naciones Unidas han ido poco a poco ratificándolo los diferentes países de los cinco continentes. En la actualidad son 191 los países que han ratificado la Convención. A lo largo y ancho del mundo, todos los países se han dado cuenta de que es sumamente importante proteger al colectivo más inocente de la sociedad.

Los niños, valga la redundancia, son niños, y hay que cuidarles y protegerles jurídicamente de una forma rígida y contundente hasta que cumplen los 18 años y se convierten en adultos. Así, los niños y niñas son sujetos de sus derechos, pero es tarea de los adultos velar por su cumplimiento.

Tal y como explica UNICEF, la Convención describe los derechos infantiles a lo largo de 54 artículos y dos protocolos facultativos o disposiciones adicionales. Y esos Derechos del Niño se rigen por cuatro principios fundamentales:

1. Los niños no deben sufrir discriminación.

2. El interés del niño debe ser lo más importante cuando se tomen decisiones que le afecten.

3. Todos los niños tienen derecho a la supervivencia y el desarrollo; esto incluye el derecho al bienestar mental y físico.

4. Los niños tienen que expresar sus puntos de vista y siempre tienen que tomarse en consideración sus opiniones en los temas que les afectan.

Cuentos infantiles que hablan de los Derechos de los niños

Puedes leer más artículos similares a Día Internacional de los Derechos del Niño - 20 de Noviembre, en la categoría de Derechos del niño en Guiainfantil.com.

Publicado:
Actualizado: