Cómo hacer un slime gigante para crear una enorme burbuja con los niños

Un divertido y sencillo juego para hacer con los niños e incentivar algunos valores

Estefanía Esteban
Estefanía Esteban Responsable Multimedia

Algunos juegos son muy útiles no solo para divertir y entretener a los niños, o para que aprendan determinadas materias. Hay juegos que además sirven para incentivar ciertos valores. En este caso, te presentamos una manualidad para hacer un juego que incentiva en los niños los valores de la paciencia y la perseverancia: se trata del slime gigante y el juego de la burbuja. 

Te explicamos paso a paso cómo hacer un slime gigante para hacer una enorme burbuja con los niños. Es una actividad didáctica, entretenida y muy instructiva. ¿Quieres probar? 

Material:

  • Cola blanca
  • Bicarbonato
  • Líquido de lentillas
  • Un cuenco o recipiente de plástico
  • Pintura del color que quieras
  • Un teneror o cucharilla 

Cómo hacer el slime gigante con los niños, paso a paso

Pompa de slime

Antes de comenzar con el juego de la burbuja, debes crear tu slime gigante. Para ello, sigue estos sencillos pasos:

1. Llena tu cuenco o recipiente con cola blanca. Según la cantidad de cola que eches, así de grande será tu slime

2. Ahora añade un poco de bicarbonato, pero muy poco, porque si te pasas, el slime te quedará muy duro y se cortará en lugar de estirarse.

Cómo hacer un slime gigante

3. Remueve bien. Y añade la pintura del color que quieras. Vuelve a remover.

Cómo hacer un slime gigante

4. Ahora llega el turno del líquido de lentillas. Comienza a echar líquido de lentillas y remueve. Cuando veas que tiene una consistencia flexible pero que puedes masajear con las manos, es el momento...¡Ya tienes tu slime!

Slime gigante

Cómo jugar a la burbuja gigante con el slime

Ahora que ya tienes tu sile gigante, puedes jugar a crear una enorme pompa. ¿Cómo? Muy sencillo. necesitas la ayuda de otra persona: tu amigo, tu madre, tu hermano... ¡quien quieras!). 

1. Sentaros uno enfrente del otro. 

2. Sostener los extremos de la pompa, cada uno debe sujetar un extremo con las dos manos. 

Probando el slime

3. Estirar con cuidado pero todo lo que podáis. 

4. Ahora debéis mantearlo dos o tres veces y bajáis las manos deprisa hacia el suelo. El objetivo es que el slime tome aire y forme antes de llegar al suelo una enorme pompa. Luego podrás ver cómo se va deshaciendo poco a poco... ¡es precioso!

El juego de la burbuja con el slime gigante

Consejos para arreglar tu slime si no te salió bien

Puede que el slime no te haya salido perfecto a la primera. Se necesita bastante práctica para dar con la cantidad justa de los ingredientes. Pero algunos de los problemas que puedes encontrarte, tienen solución. Por ejemplo, estos: 

- Si el slime se ha quedado poco flexible y se rompe: Es por defecto de cola blanca. Si añades en el momento más cola blanca, puedes arreglarlo.

- Si el slime gotea agua: también se debe a un exceso de bicarbonato. Para arreglarlo, también debes añadir más bicarbonato.

- El slime se queda muy duro: Para arreglarlo, debes añadirle un poco de agua. Verás como vuelve a estar flexible.