Indicadores que te avisan de que tu hijo es un adolescente conflictivo

Cuatro principales pasos que deben dar los padres si su hijo tiene una conducta rebelde

Maya López
Maya López Licenciada en Filosofía y Letras

¿Es mi hijo un adolescente conflictivo? ¿Se comporta de un modo poco correcto en casa? ¿Qué hace cuando está fuera de casa? Preguntas y más preguntas que todos los padres se van hacer en algún momento de la vida de sus hijos, sobre todo cuando éstos llegan a cierta edad. Te damos algunas señales que te indican que tu hijo puede ser un adolescente conflictivo y te damos a conocer las recomendaciones de los expertos en estos casos.

Cómo saber si mi hijo es un adolescente problemático

adolescente conflictivo

Todos los jóvenes, en mayor o menor medida, pasan durante su adolescencia por etapas rebeldes y de alejamiento de los padres en las que las discusiones y la escasa comunicación están a la orden del día. Sin embargo, esto dista mucho de cómo actúa y cómo se comporta un adolescente problemático o conflictivo.

Por mucho que tu hijo durante su infancia fuera un niño que te lo contara todo, ahora puede haber cambiado y aislarse en 'su mundo' y no hablar contigo más que para pedirte dinero para el fin de semana. Pues bien, los especialistas señalan que hay que intentar dar respuesta a estas preguntas para saber si estamos ante un adolescente conflictivo y/o problemático.

- ¿Cuál es el rendimiento escolar del menor? ¿Ha cambiado? ¿Tiene interés por lo que estudia?

- ¿Qué hace en su tiempo libre? ¿A qué dedica las hora que no está en el instituto?

- ¿Cómo gestiona el dinero que tiene en su bolsillo? ¿Pide más del que le dais?

- ¿Comprende y acepta los argumentos que les dan sus padres? Por ejemplo, 'ahora no te podemos comprar un móvil nuevo, el que tienes funciona bien'. No olvides que los adolescentes son impacientes por naturaleza, lo que quieren lo quieren a la de ya y un 'no' como respuesta no entra en sus planes.

- ¿Cómo se relaciona con su entorno? ¿Habla con personas más allá de su grupo de amigos? ¿Es respetuoso?

Si puedes responder más o menos de forma positiva a todo, puedes estar tranquila, tu hijo es un adolescente excelente. Ahora bien, si en más de dos preguntas la respuesta es negativa o bien desconoces la respuesta, has de actuar pues tu hijo se está convirtiendo en un joven problemático.

Características que definen a un adolescente rebelde

adolescente problemático

Dichos comportamientos se derivan en conductas disruptivas, tratándose dichas conductas como un amplio rango de actos y actividades que infringen reglas y expectativas sociales. Entre algunas de las conductas que manifiestan los adolescentes, según explican en el informe 'Los adolescentes con problemas de conducta', presentado a Facultad de Educación de la Universidad de La Laguna, se destacan la impulsividad, la agresividad, así como las dificultades personales que presentan a la hora de llevar a cabo una integración social positiva.

El origen de estas conductas y comportamientos y su génesis no siempre es fácil de identificar o explicar, ya que obedecen a pautas de socialización o a la existencia de pensamientos, creencias o actitudes que no son directamente observables. Sabiendo todo esto, ¿qué rasgos definen a un adolescente rebelde?

- Los adolescentes conflictivos bajan su rendimiento académico y no solo eso, sino que pierden toda motivación ante los estudios, no les interesa, según ellos, de poco les sirve.

- Por otro lado, no comentan con los padres en qué gastan su dinero ni su tiempo libre que, por supuesto, no está destinado a la música o el deporte sino a pasar el rato en la calle con los 'colegas'.

- Además, dedican un tiempo excesivo a usar las pantallas y las nuevas tecnologías lo que dificulta aún más la comunicación con la familia.

- También se aíslan de los que no son sus iguales.

Si tu hijo es un adolescente conflictivo, ¡actúa!

tratar con un adolescente problemático

Si notas o ya tienes la certeza de que tu hijo es un adolescentes conflictivo o problemático, actúa y hazlo desde ya, no dejes pasar más tiempo. La adolescencia es una etapa complicada para unos y otros, pero no hacer nada de nada porque 'ya se la pasará', 'es normal', 'es una fase más de su vida', no ayuda, al contrario, puede agravar la situación haciendo que afecte a su futuro personal y profesional. ¿Qué podemos hacer los padres ante esta situación?

- Fíjate cómo se comporta tu hijo
Observa qué hace y cómo se comporta tu hijo, si ha cambiado sus hábitos, si tiene amistades nuevas o son las de toda la vida. Mira cómo es su modo de relacionarse con vosotros y sus hermanos. Si habla o responde con evasivas, si no deja que nadie entre en su habitación. Para saber qué hacer, primero de todo, hay que averiguar cómo se comporta él. Los expertos hablan de diferenciar comportamientos de carácter psicológico y físico para saber reaccionar correctamente.

- Ten mucha paciencia y comprensión
La adolescencia es una etapa en la que se define la personalidad del menor, por eso, los padres deben estar a su lado como fuente de comprensión, de cariño y, por supuesto, de apoyo. Lo de hacer cientos de preguntas según entra por la puerta de casa, cuestionar sus actos, no darle intimidad o presuponer cosas que puede que no sean ciertas, no vale de nada, ¡todo lo contrario! Recuerda que la paciencia juega un papel clave. En estas etapas los hijos se alejan de los padres y ser pacientes tiene su recompensa.

- Busca el consejo de los profesores
Educar a un menor no es cosa de uno sino de todos. Los maestros te pueden decir cómo actúa tu hijo en clase, cuál es su rendimiento y su trato con los compañeros. También te pueden dar valiosos consejos para saber cómo actuar en ciertas situaciones.

- Acude a un profesional
Cada persona es un mundo, los adolescentes conflictivos quizás actúen de forma parecida y repitan comportamientos pero cada caso es diferente. Por eso, sería aconsejable acudir a un psicólogo para que valore al menor y te de las pautas a seguir.

Por otro lado, será dicho especialista quién indique y pueda diferenciar si las actitudes del joven son debidas de un trastorno personal, a uno educativo o si bien es una consecuencia de la suma de los dos. Según sea la respuesta los pasos a dar irán en una dirección u otra.

Puedes leer más artículos similares a Indicadores que te avisan de que tu hijo es un adolescente conflictivo, en la categoría de Conducta en Guiainfantil.com.