Cómo aliviar con masajes el dolor de cabeza y la congestión nasal de los niños

Dos masajes para ayudar a los niños a respirar mejor en caso de resfriado o gripe

Llegan los días de frío y con ellos los resfriados comunes, entre adultos y niños. ¿Tú también tienes la sensación de que los catarros no se irán hasta que llegue la época de calor? Para aliviar el dolor de cabeza y la congestión nasal de los niños, dos de los síntomas más comunes asociados al catarro o la gripe, te traemos dos sencillos ejercicios: unos masajes muy fáciles de hacer que puedes realizar tú misma usando solo tus manos.

Recuerda que, ante cualquier duda, debes acudir a los profesionales de la salud. En este caso, una visita a un fisioterapeuta infantil o, por supuesto, al pediatra, serán de gran ayuda. No te pierdas el vídeo que hemos grabado con la fisioterapeuta Begoña Doménech.

Aliviar la congestión nasal y el dolor de cabeza en niños

Los síntomas de resfriado o gripe en niños

El resfriado y la gripe tienen síntomas muy parecidos (si bien en el segundo suelen resultar más molestos). Hablamos de exceso de mocos, cansancio, fiebre (más alta en el caso de la gripe), dolor de cabeza... El tratamiento indicado por el pediatra en estos casos (cuando es necesario, ya que no siempre lo es) tiene como objetivo aliviar las molestias durante la evolución de la enfermedad.

A continuación te explicamos paso a paso cómo puedes ayudar a tu hijo a respirar mejor y a combatir el típico dolor de cabeza que suele acompañar a resfriados, gripes y catarros con dos sencillos masajes que se centran en la presión drenante en determinados puntos de la nariz y los ojos.

Presta atención a estas indicaciones y tendrás una herramienta muy útil para aliviar el malestar de tus niños siempre que sea necesario. Una vez más, te remitimos a un profesional de la salud en caso de que los síntomas de gripe o catarro sean más graves o se mantengan mucho tiempo.

Masaje para reducir la congestión nasal por mocos en niños

Masajes para la congestión nasal de los niños

Comenzamos con un masaje para aliviar la congestión nasal en niños, pero recuerda que se puede aplicar exactamente igual en el caso de los adultos solo que haciendo un poco más de presión que en el caso de los niños. Lava bien tus manos con agua tibia y jabón y sigue el siguiente paso a paso. En caso de tener esa molesta congestión por un exceso de mocos, tu hijo notará un gran alivio:

- Localiza dos puntos justo al lado de las aletas nasales.

- En esa posición, con los dedos en esos puntos, haz una ligera presión hacia adentro.

- Es posible que tu niño note cierta molestia por la presencia de mucosidad.

- Realiza pequeños círculos hacia afuera en esos puntos manteniendo una ligera presión hacia adentro.

- Dile a tu hijo que respire tranquilo y profundo, no tardará en notar cómo esa congestión por un exceso de mocos se va aliviando poco a poco.

Ejercicio facial para reducir el dolor de cabeza de los niños

Masajes con dolor de cabeza de los niños

En el caso de que esa congestión vaya acompañada de dolor de cabeza, podemos hacer el siguiente masaje. Recuerda que se trata de remedios caseros que también sirven para los adultos con resfriado o gripe. Si tu hijo es algo más mayor no dudes en enseñarle cómo él mismo se puede hacer este masaje para aliviar su dolor de cabeza.

- Coloca los dedos en la parte más interna de los ojos de tu hijo para localizar los dos puntos clave.

- Presiona suavemente hacia adentro, tienes que notar que hay una especie de lenteja justo en esa zona.

- Cuando la tengas localizada, realiza un suave masaje haciendo círculos muy despacio.

- Invita a tu niño a que respire profundo para que el masaje sea lo más efectivo posible. ¿Ya nota cómo el dolor de cabeza se va aliviando?

¿Cómo prevenir o aliviar los resfriados comunes o gripe?

Aliviar el resfriado o gripe infantil

Es llegar el frío a la ciudad y oír los estornudos de los niños; los virus ya han hecho acto de presencia. Pero tranquila, además del masaje que acabamos de ver, hay otras cosas muy sencillas y útiles que podemos hacer para prevenir y aliviar la congestión nasal, los dolores de cabeza y el malestar que causan los resfriados comunes o la gripe:

- Enseña a tu hijo a sonarse los mocos: dile que tiene que coger un poco de aire por la boca y soplar por la nariz con tanta fuerza como si quisiera apagar una vela de cumpleaños. Aunque no tenga muchos mocos, el mero hecho de tener la nariz limpia ayudará a prevenir el taponamiento. En caso de que tu hijo sea demasiado pequeño para saber sonarse de mocos, los padres debemos hacer los lavados nasales.

- Abriga a los niños, claro que sí, pero tampoco les pongas capas de más. Si van muy abrigados y están en un lugar en el que la calefacción está encendida les podría doler la cabeza.

- Ofréceles líquidos de vez en cuando: agua, un zumo natural, caldo de pollo... para que la mucosidad se vaya despegando y para evitar que la zona de la garganta se reseque y pueda hacer que le duela. Es importante que los niños se mantengan hidratados.

- Recuerda que los antitérmicos para aliviar el dolor de cabeza o el malestar general deben ser administrados según el peso y la edad del niño y siempre bajo la recomendación del pediatra. Por lo general, se suele aconsejar el uso de paracetamol. Recuerda que nunca debes automedicarte o automedicar a tu hijo.

Puedes leer más artículos similares a Cómo aliviar con masajes el dolor de cabeza y la congestión nasal de los niños, en la categoría de Enfermedades infantiles en Guiainfantil.com.

Publicado:
Actualizado: