La gripe en el embarazo. Riesgos para el bebé que está en el vientre

Cómo reconocer, diagnosticar, tratar y curar una gripe durante el embarazo

La gripe es una enfermedad del aparato respiratorio producida por el virus de la influenza. En el embarazo, el sistema inmunitario de la mujer está algo más deprimido y, por tanto, las embarazadas son más proclives a contagiarse con el virus de la gripe.

No obstante, hay que decir que este virus tiene una capacidad de contagio considerable, es decir, puede pasar con mucha facilidad de una persona a otra a través de las gotitas de saliva que se expulsan al hablar, toser o estornudar. El contagio por contacto de manos u objetos contaminados también supone una rápida vía de infección de la gripe en el embarazo.

Síntomas de la gripe en el embarazo

la embarazada, el bebé y la gripe

La gripe en el embarazo tiene unos síntomas muy parecidos a los del catarro, pero lo que hace distinguirla rápidamente es que los síntomas se presentan de una forma súbita, y en apenas unas horas el malestar es evidente. Los síntomas de la gripe en el embarazo suelen ser:

  • Dolores musculares
  • Malestar general y cansancio
  • Dolor de cabeza
  • Fiebre de más de 38 ºC, que puede durar cuatro o cinco días.

En el caso de la gripe en el embarazo, es poco frecuente que aparezca un fuerte dolor de garganta o dolor de oídos, sin embargo, puede dar molestias en los bronquios, que se perciben en la parte alta del pecho y que suelen estar acompañadas de una tos fuerte expectorante, de un gran cansancio e inapetencia generalizada.

Una vez pasada la fase aguda, cuando remite la fiebre, las secuelas como el cansancio y la tos pueden durar dos semanas más.

Si tienes estos síntomas de forma grave, las molestias se mantienen durante mucho tiempo, tienes dificultad para respirar, la fiebre es muy alta, si tu embarazo es de riesgo, etc. debes acudir a un servicio de urgencias. En cualquier caso, recuerda que quien mejor te ayudará a resolver todas las dudas sobre la gripe en tu embarazo es tu ginecólogo, ya que este profesional está realizando el seguimiento de la gestación.

Gripe en el embarazo, ¿tiene riesgos para el bebé?

gripe en el embarazo y sus riesgos para el bebé

El virus de la gripe no atraviesa la barrera placentaria, por lo que la gripe en el embarazo no se transmite al feto. La buena noticia es que el virus que se queda en el epitelio respiratorio de la madre. Sin embargo, algunos de los síntomas, sí pueden afectar al bebé en desarrollo.

A continuación te damos una serie de recomendaciones a tener en cuenta en caso de que te contagies de gripe durante el embarazo. Recuerda, sin embargo, que debes acudir a la consulta de un médico para evaluar la manifestación de la enfermedad, sobre todo si tu gestación es de riesgo.

1. Inapetencia materna
Es importante, a pesar de la falta de apetito que suele venir ligado a la gripe, que la mujer embarazada siga cuidando su alimentación a pesar de su enfermedad y tome los alimentos que necesita para el buen desarrollo de su embarazo. Es importante que la mamá se asegure de que toma todos los nutrientes para que el bebé crezca sano.

2. Deshidratación
Reponer líquidos, a base de caldos calientes, frutas y verduras frescas, zumos de frutas ricas en vitamina C y purés de verduras es fundamental para nutrir el organismo no solo de agua, sino de las vitaminas que necesita la embarazada para combatir al virus de la gripe, al mismo tiempo, que refuerza su sistema inmunológico.

3. Control de la fiebre
Conviene controlar la fiebre y bajarla, siguiendo las instrucciones del médico. Se desconoce cuál es el riesgo de bienestar fetal según la temperatura materna. Es recomendable que la fiebre no supere los 38 ºC o los 38,5 ºC.

4. Síntomas respiratorios
La congestión nasal debe evitarse realizando lavados nasales con agua marina para evitar el acúmulo de mucosidad y que la gripe pueda complicarse con una sinusitis. El enrojecimiento y malestar en la garganta puede aliviarse con caramelos. Evita tomar cualquier medicación que no esté prescrita por tu médico, como los jarabes para la tos.

El peligro de la gripe (tanto en el embarazo como fuera de la gestación) es que se pueda complicar con una neumonía, cuando las defensas de la futura mamá embarazada están bajas. Por eso, es muy importante que siga los controles que marca su médico o ginecólogo, que no se automedique y que guarde reposo en casa. La gripe debe pasarse en la cama, el descanso es el mejor remedio y una buena recomendación para recuperarse lo antes posible.

Las vacunas de la gripe en el embarazo

la vacunas para la gripe en el embarazo

Nadie está a salvo de contraer la gripe en la temporada de frío, por eso la mejor forma de protegerse de este virus es siendo precavidos y tomando ciertas medidas de higiene diaria como pueden ser lavarse las manos, no tener contacto con personas que ya la tengan y vacunarse contra la gripe.

En este último punto muchas mujeres embarazadas tienen miedo por las 'posibles' consecuencias que pueda tener para el desarrollo de su embarazo y para el propio bebé. A continuación te vamos a contar las recomendaciones que hacen al respecto desde la Asociación Española de Pediatría alrededor de las vacunas en el embarazo y, en concreto, la de la gripe.

- La vacunación de la gripe en embarazadas ofrece muchas ventajas para mujer (evita posibles complicaciones e ingresos hospitalarios), pero también para el bebé cuando nazca ya que no solo la mujer se protegerá sino que 'le transmitirá los anticuerpos que fabrique como consecuencia de su vacunación y le proporcionará una barrera de protección contra la gripe durante los primeros meses de vida', explican desde la AEP.

Síntomas y riesgos de la gripe en la embarazada

- Además, otro de los beneficios es que cuando el bebé ha nacido y, debido a esta protección que le ha ofrecido su madre, el recién nacido tiene menos probabilidades de sufrir infecciones respiratorias graves (asma, neumonía, bronquitis, bronquiolitis...).

- Esta vacuna de la gripe es apta y seguro para todas las mujeres embarazadas, incluso para aquellas que presentan alergia al huevo. Las únicas reacciones adversas que se han podido observar son las típicas: dolor y enrojecimiento de la zona donde se pone o quizás algo de fiebre o malestar general.

- Al comienzo del otoño es cuando suele comenzar la campaña de vacunación en todos los países y es el periodo ideal para que la embarazada reciba la administración de la vacuna, independientemente de que se encuentre en el primer, segundo o tercer trimestre de gestación. La gripe en el primer trimestre se ha asociado con problemas desarrollo fetal y, en los siguientes, con parto prematuro y bebés con bajo peso.

- Si es tu segundo o tercer embarazo y ya has estado vacunada, puede que creas que ya eres inmune y que no hace falta acudir al enfermero, pero no es así. Debes vacunarte en cada uno de tus embarazos.

- A la hora de recibir la dosis necesaria, esta se pondrá en un brazo (inyectable), evitando las que se administran por spray (intranasales) porque contienen virus vivos debilitados.

- Por último, si quieres protegerte a ti y a tu pequeño y pasar un embarazo sin sustos, entre las semanas 27 y 32 de gestación es también recomendable la vacuna de la tosferina (si hay riesgo de parto prematuro se podría administrar antes). Se trata de una enfermedad grave, e incluso, mortal.

Puedes leer más artículos similares a La gripe en el embarazo. Riesgos para el bebé que está en el vientre, en la categoría de Enfermedades - molestias en Guiainfantil.com.

Publicado:
Actualizado: