Dos secretos (confesables) para que los niños duerman toda la noche

Las claves para mejorar el sueño de tus hijos, y que no se despierten tanto cada noche

Olga Sesé
Olga Sesé Coach del sueño infantil

'Quiero agua'; 'Me hago pis'; 'Mamá, dame un beso'... ¿Te imaginas que tu hijo durmiera toda la noche del tirón? ¡Sería genial! En Guiainfantil.com aún no conocemos la receta mágica para conseguirlo, pero Olga Sesé, coach del sueño, nos ha dado algunas claves para mejorar el descanso nocturno de los niños. Además, destacada dos de los secretos más importantes para que los pequeños no se despierten tanto (¡y también te dejen dormir a ti!).

¿Por qué los niños no duermen toda la noche seguida?

Cuándo los niños duerman toda la noche

Cuando un niño no descansa bien por la noche, su salud acaba resintiéndose. A la mañana siguiente está más irascible y fatigado, le costará más mantener la atención en el colegio... Pero, con el paso del tiempo, también se acaba resintiendo la salud de sus padres, ya que tampoco pueden descansar lo suficiente para estar llenos de energía al día siguiente.

Pero, ¿alguna vez te has parado a pensar por qué tu hijo no duerme durante toda la noche? Olga Sesé destaca que, por lo general, no suele haber un problema de salud que impide que los niños duerman sin despertarse, sin embargo, sí que deberíamos tener en cuenta la edad de los pequeños.

- Los bebés de menos de 4 meses
Cuando los bebés son menores de 4 meses, suelen despertarse de manera más frecuente. A menudo, esto se debe a que el tamaño de su estómago es más pequeño y, por tanto, necesitan alimentarse con más frecuencia a lo largo del día.

- Los bebés de más de 4 meses
Más allá de los 4 meses, los bebés ya podrían dormir más horas seguidas. Sin embargo, es normal que aún no consigan dormir toda la noche entera. Y es que los pequeños aún están 'aprendiendo' a dormir, y debemos enseñarles a hacerlo de la forma correcta.

Es a partir de este momento cuando ya debemos empezar a establecer una serie de hábitos del sueño para que los bebés duerman por las noches. Con paciencia, esfuerzo y mucho cariño, poco a poco el niño irá adquiriendo una buena rutina de sueño que mantendrá durante toda la infancia y adolescencia y vida adulta.

Los dos principales secretos para que los niños duerman toda la noche

El sueño infantil y los niños

Si hubiera que destacar los aspectos más importantes para lograr que los niños duerman toda la noche serían, según esta experta, dos secretos fáciles de poner en marcha. Trabajando ambos lograremos que los niños duerman más y mejor por la noche, lo que va a repercutir de forma muy positiva en su descanso. Las dos claves básicas son:

- Poner un buen horario a los niños
¿A qué hora se van a dormir tus hijos? Para dar con el mejor horario para los niños debemos tener en cuenta, en primer lugar, su edad. Una vez que ya tenemos claro cuántas horas de sueño necesitan en cada periodo de la infancia, hay que calcular a qué hora deben irse a la cama sabiendo cuándo se van a tener que despertar.

Según La Asociación Americana de Pediatría (AAP), las horas recomendadas, según la edad de los niños es de:

  • Entre los 4 y los 12 meses, entre 12 y 16 horas (incluidas las siestas)
  • Entre 1 año y 2 años, entre 11 y 14 horas (incluidas las siestas)
  • Entre 3 años y 5 años, entre 10 y 13 horas (incluidas las siestas)
  • Entre 6 años y 12 años, entre 9 y 12 horas
  • Entre 13 años y 18 años, entre 8 y 10 horas

- Establecer buenas rutinas de sueño para los niños
Igual de importante (o más) que establecer horarios, es poner rutinas. Estas dispondrán a los niños a irse a la cama y, por tanto, les ayudarán a dormirse a la hora que deben para garantizar el buen descanso.

¿En qué consisten las rutinas? Se trata de seguir los mismos 'rituales' todos los días, antes de que llegue el momento de acostarse. Todas estas actividades, deben ir encaminadas a que el ritmo del niño vaya bajando para que poco a poco se vaya relajando.

Por ejemplo, podemos dar un baño a nuestro hijo, después darle algo ligero para cenar, más tarde leer un cuento juntos y, por último, apagamos las luces y nos vamos a dormir. Repitiendo la misma rutina todos los días, los niños saben qué va a venir después y, por lo tanto, se van preparando para el momento de dormir, tanto física como emocionalmente.

Más claves para garantizar el descanso de los niños

Claves para mejorar el descanso de los niños

Y, para enseñar a los niños buenos hábitos de sueño infantil, debemos tener en cuenta las siguientes claves.

- ¿En su propia habitación o con nosotros?
Son muchos los padres que apuestan por compartir habitación con los hijos. Sin embargo, otros prefieren que los pequeños duerman en su propia habitación, ya que en caso contrario consideran que no descasarán bien.

Ante este debate abierto entre los padres, esta experta en sueño asegura que cualquiera de estas dos técnicas funcionan para garantizar el sueño infantil, se trata de una opción que hay que respetar. Lo más importante es asegurarnos de que el entorno es agradable y de que tienen espacio suficiente para dormir a gusto (ya sea en una cuna de colecho, en una cama aparte, etc.).

- La habitación debe estar a una buena temperatura
El entorno en el que los niños se acuestan es igual de importante. Por eso, debemos asegurarnos de que la habitación de nuestros hijos esté ventilada y a una buena temperatura. Solo así crearemos la atmósfera adecuada para propiciar el buen descanso de nuestros pequeños.

- Apagar la luz
A muchos niños les da miedo la oscuridad y es por eso que muchos padres les dejan las luces encendidas mientras duermen. Sin embargo, esta especialista del sueño asegura que para lograr un buen descanso, debemos apagarlas. Esto se debe a que la oscuridad produce melatonina, la hormona que relaja a los niños y les induce al sueño. Cuando la habitación está oscura, invitamos a los pequeños a cerrar los ojos.

- Dejar la habitación en silencio
Es mejor que los niños aprendan a dormir sin la ayuda de música u otro tipo de sonidos. En algunos casos, por ejemplo, si hay un hermano chillando en otra habitación u otro tipo de ruidos desagradables, el ruido blanco puede ayudar al niño que está tratando de dormir a relajarse.

¿Qué trucos utilizas tú para que tus hijos duerman mejor por las noches?

Puedes leer más artículos similares a Dos secretos (confesables) para que los niños duerman toda la noche, en la categoría de Sueño infantil en Guiainfantil.com.