Trucos de madre para una exitosa vuelta al colegio de los niños

Los nervios y la inquietud por regresar a las aulas puede durar días o semanas

Beatriz Martínez

 En verano los peques se pasan el día entero jugando y haciendo un sinfín de actividades súper divertidas. ¿Qué ocurre cuando llega la hora de regresar a la escuela? Pues lo mismo que nos pasa a los adultos cuando se nos acaban las vacaciones y tenemos que trabajar de nuevo. ¡Se hace todo cuesta arriba! Aquí tienes unos cuantos trucos y consejos de madre para lograr que la vuelta al cole de los niños sea lo más tranquila posible.

Consejos de mamá para una vuelta al cole feliz

la vuelta al colegio

Recuerdo que el año pasado cuando se acercaba el fin de las vacaciones mi hijo no hacía más que contar (de mala gana) los días que quedaban antes de que tuviera que volver a las clases. Por supuesto que tenía ilusión por ver a sus amigos y compañeros, pero eso de tener que madrugar, hacer tareas y no poder estar el todo el día jugando se le hacía todo un mundo.

En casa lo gestionamos lo mejor que pudimos, pero como nos quedamos con la sensación de que se podía hacer algo más, decidí hablarlo con las súper mamis del barrio. El resultado, estos trucos sabios y maravillosos donde los haya. Síguelos tú también y verás que la vuelta al cole no es tan mala como parece.

1. Adapta los horarios en casa unos días antes de que se acaben las vacaciones
Durante las vacaciones que niños y niñas se suelen acostar y levantar a la hora que les plazca, incluso se cambian los horarios de comidas y cenas. Una semana antes de que llegue el inicio de las clases, retoma poco a poco la rutina de levantar a los peques a una hora concreta y hacer lo propio cuando llegue la noche.

De igual forma, que la hora para hacer las comidas sea más o menos la misma cada día y que la alimentación sea sana y equilibrada. Quita los ultraprocesados y los alimentos con exceso de azúcar , ya que solo servirá para que se pongan todavía más irritables. Con estos dos sencillos gestos, la mente y el cuerpo se vayan preparando para cuando se reanuden las clases.

2. Pasa tiempo en familia
Ya sé que sabes de sobra que pasar ratos exclusivos (sin mirar el móvil) en familia es importante para todos. Pues es algo que no debes descuidar cuando llegue la vuelta al cole, ya que son los días en los que ellos están más nerviosos. ¿Cómo hacerlo con todas las cosas que hay que preparar?, te preguntarás. Muy sencillo, organiza todo lo necesario para la vuelta a la escuela con tiempo, evitarás los agobios de última hora y podrás estar al lado de tus hijos para trasmitirles calma y serenidad.

3. Actitud positiva ante todo
Los niños están nerviosos por tener que volver al colegio, ¡y los padres también! Y es que cualquier cambio de rutina hace que todos en casa estemos más inquietos, ¿verdad? Lo que yo descubrí al hablar con las otras mamás es que tener una actitud positiva ayuda mucho a grandes y pequeños. Hablar del colegio con naturalidad y mostrar al niño que puede hablar cuanto quiera para compartir con los demás cómo se siente.

Y una vez que ya ha empezado el colegio...

La vuelta al cole no es solo el primer día, esa sensación rara que notan los niños, sobre todo los más peques, cuando regresan al colegio y dejan atrás los días de ocio puede durar varias semanas. ¡No bajes la guardia! Si quieres una vuelta al cole feliz y un arranque de curso motivados y cien por cien preparados, haz caso de estos trucos de madre:

- Pregunta a tu hijo cómo le ha ido el día pero, ojo, si no quiere hablar no le obligues ni des por hecho que lo ha pasado mal.

- Pon el despertador a la hora adecuada para que pueda hacer todo sin prisas.

- No llegues tarde al colegio ni el primer día ni el segundo, pero tampoco llegues media hora antes.

- Dales el apoyo y el cariño incondicional que necesitan. ¡Un abrazo dice más que mil palabras!

- Ten paciencia si se muestra más inquieto en casa. La vuelta al cole es un proceso al que en ocasiones lleva tiempo adaptarse.

¡Volver al cole con una sonrisa en la cara es posible!