Cómo evitar la fatiga visual de los niños por el uso de pantallas

La fiebre de estar con los dispositivos móviles por la noche se conoce como 'vamping'

Virginia Vicente Pascual

Los niños pasan hasta cinco horas delante de las pantallas, ya sea móvil o tableta. ¡Mucho tiempo! ¿Qué consecuencias puede provocar esto en su salud y, sobre todo, en su ojos? Fatiga visual. Cuando el ojo necesita enfocar para ver de cerca se contraen los músculos oculares. Es lo que se llama 'reflejo acomodativo' y se provoca por los cambios de forma del cristalino. Si llevan mucho tiempo enfocando, sus ojos se cansarán, por eso hemos querido reunir algunos consejos para evitar la fatiga visual por el uso de pantallas.

Principales síntomas de fatiga visual o vamping en niños

qué es la fatiga visual

¿Sabes lo que ocurre cuando tus hijos están delante de una pantalla por un espacio de tiempo prolongado? Parpadean menos y, al parpadear menos, no pueden mantener sus ojos hidratados. Aquí va un dato importante: ¡muchas veces pasan de parpadear 18 veces a hacerlo solo 3! Esta falta de lágrima provoca sequedad ocular, que a su vez desencadena los siguientes síntomas:

- Irritación

- Escozor

- Sensación de arenilla

- Pinchazos

- Dolor de cabeza

- Enrojecimiento

- Visión borrosa

- Pesadez en los párpados

- Ojos hinchados

Medidas para prevenir el vamping en los niños

qué es el vamping o fatiga visual

Para prevenir esta sequedad en los ojos y, por tanto, posible hinchazón o escozor de los mismos o intensos dolores de cabeza (eso sin hablar de las consecuencias físicas que tiene pasar demasiado tiempo frente a las pantallas, como sedentarismo y obesidad infantil), los padres debemos por un lado 'limitar' el tiempo que pasan frente a estos dispositivos y, por otro lado, controlar cómo es el uso de hacen de los mismos.

- Hacer pausas frente al móvil o la tableta
Diles a tus hijos que deben hacer unos sencillos ejercicios de relajación visual. Cuando lleven un tiempo largo expuestos a pantallas deben mirar fijamente a un punto que se encuentre lejos de la pantalla para reducir ese cansancio. Diles que se concentren por unos segundos en objetos distantes y que parpadeen activamente. Cada 20 minutos de estar frente a una pantalla, deben hacer un descanso de 20 segundos.

- Mantener una distancia mínima con las pantallas
Recuérdales que deben mantener la pantalla a un mínimo de 40 centímetros de sus ojos, estar en unas buenas condiciones de iluminación y evitar fondos de pantalla de colores vistosos o que incluyan destellos, movimiento de imágenes y parpadeos.

- Limitar el brillo de los distintos dispositivos móviles
Una cosa importante es regular el brillo de la pantalla y que no tenga demasiada intensidad, sobre todo si la luz del ambiente es suficiente. Tampoco es bueno que tenga poco brillo, porque en ese caso los niños tendrán que forzar su vista más de la cuenta.

- Adoptar una postura correcta frente a ordenador o tableta
También es importante que nuestros hijos mantengan una postura adecuada frente a las pantallas y que no encorven la espalda ni inclinen la cabeza hacia delante. Deben sentarse derechos y mantener en línea la cabeza, el cuello y los hombros. De vez en cuando está bien que muevan la cabeza despacio hacia la derecha y hacia la izquierda, hacia arriba y hacia abajo para relajar los músculos del cuello y evitar tensiones.

- Realizar una desintoxicación de pantallas
Limitar el uso de las pantallas a unas horas al día evitará que tus hijos padezcan fatiga visual. Para limitarlo hay programas de control parental que regulan y gestionan la actividad online de tu hijo.

- Acudir a revisiones de la vista
Es importante que hagamos exámenes de la vista completos a nuestros hijos al menos una vez al año en el oftalmólogo, ya que la exposición a pantallas está incrementando los problemas oculares.

- No dormir con dispositivos electrónico
Es recomendable que los niños no duerman con dispositivos móviles en sus habitaciones y que eviten la exposición a pantallas durante, al menos, una hora antes de irse a dormir. La luz azul de las pantallas puede afectar a su sueño, ya que dejan de liberar melatonina. ¿Sabes que existe el término vamping para hacer referencia al fenómeno, cada vez más en auge, de perder horas de sueño por estar frente al móvil por la noche?

- Estabelecer buenos hábitos alimenticios
Beber abundante agua y llevar una dieta equilibrada y saludable son también algunas de las formas de evitar la fatiga visual. Hacer ejercicio al aire libre también les mantendrá alejados de las pantallas por un tiempo y podrán enfocar a objetos lejanos y relajar la vista.

Pon en práctica todos estos consejos y evitarás que los ojos de tus hijos se resientan y puedan gozar de una excelente salud visual. Y es que la salud de los ojos del niño es muy importante porque, como dice el estudio Oftalmología pediátrica para todos los días, realizado por José Manuel Díez del Corral Belda, oftalmólogo, y Cristina Álvarez Alonso, médico de familia, puede influir en su rendimiento escolar y social, provocando problemas de autoestima.

Puedes leer más artículos similares a Cómo evitar la fatiga visual de los niños por el uso de pantallas, en la categoría de Visión en Guiainfantil.com.