Enseña a tu hijo a defenderse de un niño cruel

Consejos para enseñar a un niño a reaccionar frente a niños crueles

María José RoldánMaestra y Psicopedagoga

A medida que un niño crece se dará cuenta que no todas las personas de su alrededor son buenas personas. Hay personas de todo tipo, desde buenas, altruistas o empáticas hasta crueles, despiadadas y con graves problemas emocionales. Por eso mismo tu hijo deberá aprender a diferenciar las buenas de las malas personas, porque de este modo podrá alejar de su vida a aquellas que no le aportará nada (o más bien sólo problemas).

Por qué es importante que el niño sepa defenderse

Niño cabizbajo

Aunque a los padres nos gustaría estar siempre al lado de nuestros hijos para poder ayudarles en todo lo que sea necesario y guiarles para que no se equivoquen, esto no será siempre así. A medida que los hijos van creciendo van siendo más autónomos y empiezan a tener su tiempo, su mundo y su entorno, aunque tú como padre o madre formes parte de su mundo, tendrá que saber defenderse de las demás personas.

Pero aunque no estés delante de los problemas que pueda tener, lo que sí puedes hacerle es enseñarse a defenderse, por ejemplo de los niños crueles. Pero, ¿cómo hacerlo?

6 consejos para enseñar a tu hijo a defenderse de niños crueles

Lo primero que tendrás que hacer es enseñar a tu hijo que en este mundo siempre habrá gente buena, pero también gente mala. Hay gente que no le gustará y esas personas no tendrán por qué estar en su vida. Pero, ¿cómo defenderse de un niño cruel?

1. No tendrá que darle importancia a los comentarios del niño cruel, todo lo que dice es un reflejo de él mismo. Un niño cruel lo es porque alguien lo está siendo primero con él.

2. Es importante que si el niño cruel le intimida o se comporta de forma agresiva con tu hijo, tendrá que buscar ayuda de un adulto para poder solucionar el conflicto.

3. No le enseñes a tu hijo a ser igual de cruel con los demás porque sólo conseguirás enseñarle valores equivocados, es mejor que entienda desde la empatía para comprender el comportamiento ajeno que hacer lo mismo.

4. Enseña a tu hijo a tratar  a los demás como quiere que le traten a él, incluso al niño cruel. Un niño cruel que es tratado con amabilidad no entenderá qué está ocurriendo, en cierto modo su crueldad es una forma equivocada de llamar la atención.

5. Dile que evite siempre dentro de lo posible al niño cruel, y que siempre vaya acompañado.

6. Enséñale a ignorar comentarios dañinos. Ignorar y alejarse del niño cruel es el acto más valiente que puede hacer.

Y por supuesto, no dudes en felicitar a tu hijo cada vez que te cuente y te comunique qué le ocurre en su vida.