Habilidades que aprenden los niños con los juegos predeportivos

Más de 12 ejemplos de juegos predeportivos para practicar en familia o en la escuela con los amigos

Disfrutar mientras se aprenden los conceptos básicos del deporte es uno de los objetivos principales de los juegos predeportivos, esenciales para que niños de preescolar y primaria empiecen a familiarizarse con la práctica del ejercicio. Los juegos predeportivos son fabulosos para niños y niñas, tienen un sinfín de beneficios y a los más pequeños les encantan. ¡Sigue leyendo!

Qué son los juegos predeportivos y sus beneficios

lo que aprenden los niños con los juegos predeportivos

Como su propio nombre indica, los juegos predeportivos son actividades pensadas para niños y niñas de preescolar y primaria que se realizan con el fin de acercarlos al deporte de una forma lúdica y adaptada a sus edades. Suelen ser juegos por equipos, por lo que es habitual que se practiquen en la escuela o en actividades extraescolares.

Su particularidad es que están pensados para desarrollar las capacidades psicomotrices de deportes específicos, como el voleibol o el fútbol, por lo que cada juego se concentra en un movimiento exacto, como la habilidad con las piernas o los brazos. Los juegos predeportivos ofrecen muchos beneficios para los más pequeños, desde los relacionados con el aspecto físico a los sociales:

-  Favorece la actividad física
Está claro que el beneficio más esencial es el del movimiento. Los niños practican deporte, lo que influye definitivamente en su forma física, algo que impactará en su salud no solo a corto plazo sino a largo plazo.

- Desarrolla de la psicomotricidad
Son fundamentales para el correcto desarrollo de la psicomotricidad de los niños, ya que se trabajan aspectos como la coordinación o el equilibrio, lo que ayuda a tener un mayor control corporal, tomar conciencia de su cuerpo y sus capacidades físicas y mejora las funciones de aprendizaje.

- Previene la obesidad
Los juegos predeportivos se consideran una de las mejores actividades para prevenir la obesidad infantil, ya que en ellos se combinan actividades cardiovasculares con ejercicios de fuerza y coordinación.

- Enseña el aprendizaje de normas
Todos los juegos predeportivos se caracterizan por seguir unas reglas determinadas, al igual que los deportes en los que están basados. Por tanto, suponen un reto para los niños, que aprenden a comprender la importancia de las normas en la organización social.

- Ayuda al desarrollo de estrategias sociales
Y hablando de los beneficios psicosociales que aportan los juegos predeportivos, estos son innumerables. Los niños aprenden a cooperar, a ayudarse mutuamente, a trabajar en equipo, a desarrollar una idea de competencia sana, a tomar decisiones o a confiar en sus propias destrezas y en las de sus compañeros.

- Fomenta la diversión
Está claro que la idea de los juegos predeportivos es que los niños se lo pasen bien mientras aprenden destrezas físicas y hacen ejercicio. El aspecto lúdico es esencial en los juegos predeportivos, más que el hecho de competir.

- Incentiva la motivación
Los niños aprenden a motivarse mediante la práctica del juego y el deporte, un aprendizaje muy saludable tanto físico como emocional fundamental para un correcto desarrollo de la autoestima.

Ejemplos de juegos predeportivos para hacer con los niños

ejemplos de juegos predeportivos

Hay muchos ejemplos de juegos predeportivos y generalmente las clases de gimnasia que los incluyen suelen combinar varios de ellos. Estos son algunos de ellos:

1. Pase 10
Un juego pensado en aportar habilidades para el básquetbol o baloncesto. Un equipo debe conseguir pasarse la pelota diez veces sin ser interceptada por ningún miembro del otro equipo.

2. Bústbol
Versión del béisbol, pero cuyo primer pase de pelota se hace con el pie.

3. Medio
Uno de los más practicados, inspirado en el fútbol. El primer equipo se divide colocándose en círculo o unos en frente de otros. El segundo equipo, que se coloca en medio del primero, debe conseguir interceptar el balón entre pase y pase.

4. Bowckey
Un divertido juego basado en el bowling y el hockey. Se trata de derribar palos similares a los del bowling con un bastón similar al del hockey.

5. Contra todos
Inspirado en el voleibol se colocan dos redes cruzadas. Cuatro jugadores deberán salvar la pelota, cada uno posicionado en el cuadro correspondiente. Es un todos contra todos divertido y a la vez supone un reto personal.

6. Ratas y ratones
Se hacen dos equipos que se colocan uno al extremo del otro. El o la monitor o monitora cuenta una historia divertida en la que de vez en cuando dirá la palabra ratas o ratones. Si por ejemplo dice ‘ratas’, el equipo de las ratas deberá lograr llegar al otro lado corriendo, mientras los ratones tendrán que interceptarlas. Es un ejercicio que combina elementos del atletismo y del fútbol americano.

7. Red ciega
En vez de la clásica red de voleibol, se coloca una sábana que impida la visión del equipo contrario. Además esta se suele colocar un poco más alta que la red de voleibol. Los equipos deberán jugar con la visión bloqueada, lo que supone un gran reto muy divertido.

8. Dos a la vez
Se trata de pasarse la pelota a un participante diciendo un número entre el 1 y el 4. El receptor deberá tocar la pelota el número de veces que le toque, mientras dice una palabra con ese mismo número de sílabas. Por ejemplo, si le dicen 3, deberá tocarla tres veces, mientras dice ‘camino’ u otra palabra de tres sílabas. Se trata de un juego predeportivo que desarrolla la capacidad de pensamiento mientras se está haciendo una actividad física.

9. Cono-gol
Basado en el handball, el equipo atacante deberá tocar la pelota con el cuerpo e ir pasándosela entre sus compañeros hasta que logren una buena posición para tirarla hacia un cono y tocarlo, de modo que se considere un gol. Una de las normas del juego es que cada jugador no puede tocar la pelota más de tres veces.

10. Tocado
¡Es un clásico! Se trata de conseguir tocar a los jugadores contrincantes lanzando una pelota de goma. Suele ser un juego muy divertido con el que los más pequeños se lo pasan genial.

11. Carrera de relevos
Por supuesto, este sencillo juego es ideal para introducir a los niños en deportes como el atletismo o cualquier deporte de carrera.

12. Pases locos
Se utilizan el mismo número de balones que participantes y estos deberán pasárselos unos a otros, sin que caiga ninguno. Además de divertido, este juego mejora la coordinación y desarrolla la capacidad de complicidad de equipo.

Puedes leer más artículos similares a Habilidades que aprenden los niños con los juegos predeportivos, en la categoría de Deportes en Guiainfantil.com.

Publicado:
Actualizado: