Postura de yoga del guerrero III. Asanas de yoga para hacer con niños

Cómo hare la postura del guerrero III o Virabhadrasana III en familia

Silvia Leal
Silvia Leal Creativa

¿Quieres aprender a hacer yoga con tus hijos? Practicar yoga en familia es muy beneficioso para todos. Además, ayuda a fortalecer los vínculos de todos los miembros de la familia.

Te enseñamos a hacer el ejercicio del guerrero III o Virabhadrasana III. Se trata de una asana ideal para mejorar el equilibrio y relajar a los niños más inquietos. Pero además tiene más beneficios a nivel físico. Aprende a hacer paso a paso la postura del guerrero III de yoga y descubre todos sus beneficios. 

Cómo hacer la postura del guerrero III o Virabhadrasana III con los niños

Postura del Guerrero 3

1. Parte de Tadasana o postura de la montaña y estira los brazos hacia arriba, mirando hacia delante.

Guerrero 1

2. Ya en esta postura, lleva el peso del cuerpo al pie izquierdo para empezar a elevar la pierna derecha e ir bajando el cuerpo.

Guerrero 3

3. En esta posición tendrás tendencia al desequilibrio, porque se desplaza el peso del cuerpo encima del pie delantero. Para evitar el desequilibrio, ten cuidado de que el torso no se balancee hacia delante. Mantén la posición unos 30 segundos. 

4. Puedes deshacer la posición realizando los movimientos a la inversa. 

Beneficios de la postura del guerrero III para toda la familia

Esta asana de yoga tiene muchos beneficios para ti y para tus hijos, tanto a nivel físico como emocional y psicológico. Estos son solo algunos de ellos: 

- Sirve para estirar todos los músculos de la espalda: esta asana ayuda a corregir malas posturas de los niños a sentarse, o a mitigar esos dolores de espalda que sobrevienen por cargar demasiado peso o hacerlo de forma incorrecta. 

- Desarrolla el equilibrio: ideal para mejorar el equilibrio: El peso debe recaer sobre un solo pie. Todo el cuerpo debe sostenerse sobre un único punto de apoyo.

- Lucha contra el nerviosismo y el estrés: Además, este ejercicio, que requiere de mucha concentración. Ayuda a los más nerviosos a calmarse. 

- Mejora la concentración: Este asana precisa de máxima concentración para no perder el equilibrio. Esto ayuda alos niños más despistados a centrarse sobre algo en concreto.

- Mejora el compotrtamiento de los niños: Y esto es así porque este ejercicio trabaja sobre todo el equilibrio, pero no solo el equilibrio físico, sino también el equilibrio interno o emocional.

- Tonifica el abdomen: Este es también un ejercicio idealpara las madres en el postparto.