Tiempo de adviento con niños (huyendo de una Navidad materialista)

Enseñar a los niños el verdadero valor de la Navidad, más allá de los regalos

Marta Prada
Marta Prada Formadora y Guía Montessori

En estas últimas fechas del año, es hora de hacer una retrospectiva y poner en una balanza lo realmente importante. Más allá de los regalos, el tiempo de adviento con niños (huyendo de una Navidad materialista), es lo que debemos buscar en esta Navidad, para dar a los niños el verdadero sentido de las fiestas navideñas: el amor y la solidaridad con los demás.

Tiempo de adviento con niños: ¿desde qué fecha podemos empezar a decorar?

Tiempo de adviento con los niños 2023

Parece que cada año anticipamos un poco más la Navidad… quizá es que cada año también nos cuesta un poco más estar en el presente. La realidad es que el tiempo previo a la Navidad es un tiempo en el que se genera una gran noria de emociones para todos: ilusión, ganas, nervios, estrés por los preparativos, en algunos casos también se mueven heridas porque nos acordamos más de las personas que no están, o porque tenemos que pasar tiempo con ese familiar que se volvió tóxico para nosotros.

Sea como sea, es un tiempo que puede llegar a hacerse eterno para los niños y las niñas que anhelan estas fechas prácticamente desde septiembre, fecha en que empiezan a verse en algunas ciudades las primeras luces navideñas, que recuerdan que ya falta menos para poner el árbol o para esperar con ilusión la llegada de Papá Noel.

La preparación de la Navidad en un hogar con niños va a estar muy marcada por las creencias religiosas, por las tradiciones propias y por lo que representen esas fechas para cada familia. Muchas familias cristianas lo viven como un tiempo de oración, reflexión y penitencia. En el cristianismo el adviento hace referencia al inicio del año litúrgico. En la Iglesia ortodoxa, el adviento incluye como nota particular una abstinencia estricta de ciertos alimentos.

¿Cómo darles a los niños una visión más tangible de lo que falta para Navidad?

Ofrecer una visión cercana de la Navidad a los niños

Algunos niños preguntan cuánto falta para Navidad 6 meses antes y a medida que van viendo signos de que la fecha se acerca comienzan a ponerse más nerviosos. Lo cierto es que cada familia puede tomar este tiempo de preparación como sienta y con la anticipación que requiera. Personalmente, tengo muchos recuerdos de cuando era una niña en torno a los preparativos de Navidad.

Creo que los propios preparativos son ya un regalo. ¿En cuántas familias se dedican los primeros días de diciembre para decorar la casa de Navidad? Son pequeñas tradiciones que sin darnos cuenta vamos siguiendo año tras año, y que de alguna manera ayudan a configurar nuestra identidad social y nuestro ritmo anual. Por eso, en este artículo, más allá de lo religioso, encontrarás ideas para compartir tiempo de calidad con tus hijos en estas fiestas, en las que el foco a veces se va a lo material y a los regalos.

Antes de empezar dos cosas:

  • Que estas ideas no te creen agotamiento mental ni exigencia añadida. Se trata de disfrutarlo, de hacerlo porque realmente nos apetezca y lo sintamos, cuando podamos y como podamos.

  • Aquí tienes una batería de ideas; sin embargo, puedes elegir hacer solo una, o ninguna y crear las tuyas propias, inspiradas por estas. Puede que este no sea el año, por vuestras circunstancias familiares y está bien. Los niños no necesitan realmente que hagamos sofisticadas manualidades, ni increíbles recetas navideñas… lo único que los niños necesitan es vernos bien y el resto lo iremos adaptando a nuestra manera.

Para vivir el tiempo de espera: el Calendario de Adviento

Cómo hacer un calendario de adviento

Con un calendario de adviento puedes ayudarles a entender realmente cuánto queda para llegar a la Navidad, ya que antes de los 5 o 6 años no tienen demasiada consciencia del tiempo:

  • Puedes preparar un calendario casero: escribiendo una cartulina los números del 1 al 24 (la podéis decorar juntos, en forma de árbol, bolas, calcetines navideños… también puedes utilizar botes, canutillos de papel higiénico, sobres…). Prepararlo con los propios niños ya será algo muy motivador para ellos.

  • También existen muchos modelos de calendarios de adviento religiosos o de compra que puedes aprovechar para futuros años.

¿Y qué poner dentro del calendario?

Voy a darte diferentes ideas para que puedas inspirarte, aunque si algo te recomiendo es que no tengas demasiadas expectativas. Para fluir con el día a día de la familia mi consejo es que cada día vayas metiendo en el calendario lo que te apetezca, unas palabras de cariño, una reflexión, una propuesta para pasar tiempo juntos, de esa manera podrás adaptarlo a vuestra energía y a vuestro tiempo. En un hogar los imprevistos surgen, de modo que puedes tener las ideas preparadas previamente e irlas ubicando cada día como os encajen mejor:

¿Cómo crear el calendario de adviento y su contenido?

Simplemente como una cuenta atrás, con mensajes de amor y motivación (ideal para peques a partir de 6 añitos). También como una oportunidad para compartir tiempo de calidad y recuerdos en familia en torno a la navidad, quizá mezclando mensajes de motivación, chistes, adivinanzas, pequeños detalles y/o experiencias. Esta es mi versión favorita para peques de más de 6 años.

También puedes imprimir fotos de los momentos más significativos del año e ir viendo una cada día. Si te apetece enfocar tu adviento hacia las experiencias y la oportunidad de crear recuerdos en familia y pasar tiempo de calidad, pueden contar cuentos y tener una gran noche. Además, quiero darte una batería de ideas que puedes tomar y adaptar en función de la edad de tus peques.

Actividades del calendario de Adviento según la edad de tus hijos

Aquí te diremos qué hacer cada día:

  1. Vamos juntos a elegir y comprar un nuevo adorno para el árbol (puedes ponerles la fecha y así iréis viendo los que incorporasteis año tras año).
  2. Leemos un cuento sobre Navidad.
  3. Tomamos batidos y tarta, o hacemos un bizcocho casero.
  4. Nos hacemos fotos navideñas.
  5. Actividades navideñas Montessori (puedes distribuirlas en diferentes días).
  6. Ver una peli navideña o alguna obra de teatro o marionetas que haya en la ciudad.
  7. Hacemos adornos con cartón y lana.
  8. Ponemos el árbol de Navidad.
  9. Hacemos postales navideñas para enviar a la familia que vive fuera (puedes usar gomets, pintura de dedos, brillantina...)
  10. Vemos las luces de Navidad.
  11. Preparamos una acción solidaria para hacer algo bueno por los demás.
  12. Pintamos piedras.


    13. Hacemos un centro navideño (podemos usar las piedras que fabricamos ayer).
    14. Hacemos una receta navideña divertida.
    15. Decoramos la puerta de la entrada de casa.
    16. Bandeja sensorial navideña.
    17. Pintamos y decoramos botes de cristal para meter velitas.
    18. Hacemos kirigamis para decorar las ventanas.
    19. Envolvemos los regalos nosotros mismos y decoramos el papel.
    20. Juegos de mesa en familia (podemos poner villancicos de fondo).
    21. Hacemos adornos con palos y/o rebanadas de troncos.
    22. Visitamos el Belén/mercado navideño de nuestra ciudad.
    23. Hacemos una guirnalda navideña.
    24. Preparamos juntos la mesa y ayudamos con la cena de navidad.

Hasta aquí tendríamos 24 ideas, pero seguramente algunas no resuenen contigo, o quizá pienses que eso no les va a gustar a tus peques, de modo que aquí tienes unas cuantas ideas más para que puedas escoger las que más se adapten a vuestra familia y circunstancias.

Más ideas para tu Calendario de Adviento

Más ideas para cada día del calendario de adviento

  • Preparar un bote de agradecimientos: y meter en él hasta navidad lo que agradecemos de los demás. Podéis decorar vosotros mismos el bote y abrirlo el día de navidad. Cada mensaje ira encabezado con su destinatario. Ejemplo: Para mamá: agradezco que leas conmigo cuentos por las noches.

  • Hacer una corona de adviento casera con piñas recogidas en el bosque, paso a paso.

  • Juegos en familia: sin nada. Jugar a los personajes, al juego de las sillas y al tabú, por ejemplo.

  • Leer sobre el origen de la Navidad y sus tradiciones en el mundo (ideal si tenéis pensado comprar algún libro).

  • Seleccionar juguetes y ropa en buen estado para donar.]

  • Disfraces temáticos en familia con elementos que encontremos por casa: por ejemplo, de robots (puedes utilizar utensilios de cocina, papel de cocina, cubos...).

  • Excursión a la naturaleza para recoger elementos naturales con los que decorar: piñas, palos, hojas secas...

  • Ir a la biblioteca a buscar algún libro o cuento de navidad.

  • Escribir una carta bonita a los abuelos sobre todo lo que nos aportan y regalársela el día de Navidad.

  • Preparamos nieve sensorial casera.

  • Comprar y donar comida al banco de alimentos.

  • Adornos para el árbol con pasta de sal.

Llegada del tiempo de paz y y amor, ¿qué es la corona de adviento?

Qué es la corona de adviento

Durante el adviento, se coloca en las iglesias y también en algunos hogares una corona de ramas de pino, llamada corona de adviento, con cuatro velas, una por cada domingo de adviento. Hay una pequeña tradición de adviento: a cada una de esas cuatro velas se le asigna una virtud que hay que mejorar en esa semana, por ejemplo: la primera, el amor; la segunda, la paz; la tercera, la tolerancia y la cuarta, la fe. Los domingos de adviento, la familia o la comunidad se reúne en torno a la corona de adviento. Luego, se lee la Biblia y se hace alguna oración. La corona se puede llevar al templo para ser bendecida por el sacerdote.

¿Cuál es tu propósito con la Corona de Adviento?

Tomando como ejemplo esta tradición cristiana de la corona de adviento, puedes crear tus propias tradiciones, si resuena contigo tener un tiempo especial antes de la llegada de estas fechas de celebración. Pensar en el 'para qué' nos ayuda a vivir todo desde otro prisma de consciencia. Puedes adaptar esta tradición a tus propias creencias y costumbres familiares.

Puedes tomar la tradición de la corona de adviento y adaptarla a tu familia, dedicando cada semana un tiempo a encender progresivamente las luces que simbolizan distintos valores, por ejemplo: el amor, la bondad, el agradecimiento y la familia. Cada domingo, podéis dedicar un pequeño ratito a charlar y encender vuestras velitas, las velas marcarán cuanto queda para Navidad y podemos charlar sobre qué simbolizar ese valor, leer algún cuento sobre el tema... y dedicar esa semana a cultivar ese valor con gestos de cariño, actos de solidaridad, rituales diarios para dar gracias (en la comida, al levantarnos...), incluso pequeñas actividades en familia (manualidades, preparativos, decoración, cocina...)

Sea como sea tu forma de preparar y celebrar las fiestas navideñas, te deseo que lo disfrutes aquí y ahora, y que mires alrededor; ese es el regalo más grande.

Puedes leer más artículos similares a Tiempo de adviento con niños (huyendo de una Navidad materialista), en la categoría de Familia - planes en Guiainfantil.com.

Publicado:
Actualizado: