Planes de Navidad mágicos para niños de 4 a 5 años cargados de ilusión

Si no sabes qué hacer estas fiestas navideñas con tus hijos, apunta estos planes para niños

Azucena Zarzuela
Azucena Zarzuela Periodista y escritora de cuentos

Con las navidades llegan las vacaciones, lo que se traduce en más tiempo para poder disfrutar con nuestros hijos y hacer muchas actividades para vivir la magia de estas fechas. La Navidad es una gran aventura que cada año se repite, pero que no por ello dejan de asombrarse ante la transformación de la ciudad, con su alumbrado y mercadillos navideños, y de nuestra casa con el árbol, los adornos y el Nacimiento.

Desde Guiainfantil.com te proponemos algunos planes de Navidad para niños de 4 a 5 años que van a hacer que estas fiestas sean las más especiales. Y es que, la ilusión y la alegría deben ser nuestro eslogan para estos días. ¿Cuál te parece más divertida?

Ideas y planes de Navidad para esos niños de 4 a 5 años

Divertidos planes de Navidad mágicos para niños de 4 a 5 años

Dando por hecho las citas obligatorias que mandan la tradición, como montar el Belén y Árbol de Navidad o acudir a las Cabalgatas de los Reyes Magos o desfiles de Papá Noel, estas son nuestras ideas para hacer con los más pequeños tanto si lo tuyo es disfrutar del calor del hogar como si prefieres salir a la calle.

1. Fiesta de pijamas con la 'pequepandilla'
Como no hay horarios que cumplir ni despertador al que atender en las vacaciones, es el momento de organizar una gran fiesta en casa, donde nuestro hijo y sus amigos sean los protagonistas. Música, piñatas, sacos de dormir, linternas con las que jugar a las sombras, guerra de almohadas, golosinas (en su justa medida para no tener que acabar visitando al dentista), cuentos... todo estará al servicio de una noche mágica. Incluso, previamente se puede organizar para ese día un 'amigo invisible'. Os aseguramos que a tu retoño le encantará ser el anfitrión y estará expectante por averiguar quién será su 'amigo invisible' y qué regalo le traerá.

2. En busca de buenos propósitos
Escribir la carta de regalos a los Reyes Magos o a Papá Noel es un clásico. Pero, al igual que hacemos los adultos, podemos enseñar a nuestros pequeños a hacer también su lista de nuevos propósitos para el nuevo año.

Se trata de buscar su compromiso, un valor importante para su educación. Así, con dibujos, pegatinas y muchos colores esas listas, que luego colgaremos en sus habitaciones, podrán incluir cosas tales como 'dejaré de morderme las uñas', 'no me chuparé el dedo', 'aprenderé las letras y los números', 'seré el encargado de poner la mesa en casa'…

3. Citas y reuniones
La Navidad es un época de encuentros y reencuentros. Toda la familia disfrutaremos visitando y quedando con nuestros seres queridos, y nuestros hijos podrán reencontrarse o descubrir nuevos amiguitos. Además, podremos aprovechar estas citas para contarles cómo era nuestra Navidad cuando teníamos su edad y cómo y a qué jugábamos con nuestros amigos. Es una manera de acercarles a la tradición y de enseñarles que tanto mamá como papá también llevan a un niño dentro.

4. Actividad solidaria
Es bueno que nuestros hijos desde pequeños entiendan que no todos los niños del mundo tienen la misma suerte. Por ello, os sugerimos que bajo el lema de 'hay que hacer sitio en la habitación para que entren todos los regalos nuevos que nos va a traer Papá Noel y los Reyes Magos', enseñemos a nuestro pequeño que los juguetes de bebé o con los que ya él no juega pueden convertirse en un gran regalo para otro niño.

No sólo se trata de hacer limpieza y renovar, sino de acudir también con ellos a llevar esos juguetes viejos a algún centro educativo u ONGs. Incluso, comprometernos a visitar y ayudar con nuestros benjamines, una tarde o una mañana, en algún comedor social o actividad benéfica. Y es que, ayudar también es sinónimo de Navidad. Queremos que nuestros hijos crezcan con las palabras 'donación' y 'solidaridad' en su vocabulario frecuente.

5. Espectáculos mágicos
Hay tanta oferta de ocio en estas fechas como gustos y apetencias. Pero para niños de 4 a 5 años queremos destacar dos. Por un lado, los musicales. Seguro que a estas edades tu hijo ya tiene a sus personajes favoritos y es un pequeño fan que no parará de cantar todas las canciones del espectáculo. Por otro lado, los shows de magia. Se quedarán fascinados a golpe de varita mágica y el ilusionismo atrapará hasta a los padres. ¡Abracadabra!

6. El mundo sobre ruedas
A partir de los 4 años los niños ya empiezan a manejarse sobre ruedas. Podremos disfrutar de un paseo con ellos en bicicleta descubriendo cómo cambia el paisaje de nuestra ciudad del verano al invierno. Ahora tendremos que tener cuidado con la nieve o con las hojas que el otoño ha dejado en el suelo.

Y, para descansar del ejercicio, podremos hacer alguna parada en los puestos de castañas o de churros con los que recobraremos las fuerzas. Y, si tu hijo prefiere los patines, os proponemos que no dejéis pasar la oportunidad de patinar sobre hielo. ¡A rodar en la pista! ¿Alguien se atreve con alguna acrobacia?

Otras ideas de planes navideños para tus hijos de otras edades

Apunta estos planes navideños para el resto de tus hijos

Si tienes hijos de otras edades, también debes buscarles planes divertidos a ellos. De esta manera conseguirán pasar una Navidad inolvidable, ¡llena de magia! Según cuántos años tenga el resto de tus hijos, debes ofrecerle una sugerencia que le parezca atractiva y muy divertida. A continuación te damos algunas ideas para que puedas compatibilizar los planes para todos los niños de la familia. 

- Planes para bebés
Debido a sus necesidades, los bebés no pueden acoplarse a todos los planes que haga la familia. Por ejemplo, si decidís ir a patinar, alguien se tendrá que quedar con él mientras tanto. Sin embargo, un bebé hasta los 2 años sí que puede participar en actividades navideñas como decorar la casa o pasear por la ciudad para ver las luces. 

- Si tu hijo tiene de 2 a 3 años
A los niños de esta edad les encantará hacer manualidades sencillas y dibujos para decorar la casa, disfrutarán mucho en la cabalgata y desfile de Navidad, te pueden ayudar a preparar algún dulce para Nochebuena y Nochevieja... 

- Y a partir de 6 años
Si tienes un hijo mayor de 6 años le gustará que vayáis a la biblioteca a coger algún libro sobre la Navidad y le gustará organizar una tarde de deporte en familia. Puede ser una buena idea proponer a tus hijos una actividad solidaria para que reflexionen sobre el valor de la Navidad. Por ejemplo, podéis donar algunos de los juguetes que ya no utilicen.  

¡FELIZ NAVIDAD!