12 pruebas de fertilidad para hombres y mujeres que quieren tener un bebé

Cuáles son las causas principales de esterilidad en una pareja

Vicente Badajoz Liébana

Llevar meses manteniendo relaciones sexuales con tu pareja sin usar ningún tipo de método anticonceptivo y no conseguir el embarazo puede llevar a replantearte serias dudas sobre posibles problemas de fertilidad y sobre cuáles serían las pruebas de fertilidad para hombres y mujeres que desean tener un bebé. En el siguiente artículo, te contamos cómo sería el estudio tanto para ellos para para ellas. 

Causas de la esterilidad en hombres y mujeres

pruebas de fertilidad para hombres y  mujeres

Los problemas de fertilidad afectan en la actualidad a un porcentaje del 15%-17% de la población española, lo que se traduce en un total de más de 800.000 parejas con dificultades a la hora de convertirse en padres.

Algunas de las causas principales de esterilidad se encuentran estrechamente relacionadas con la edad avanzada, problemas de endometriosis en mujeres, alteraciones en la producción de semen en los hombres, problemas de erección y otros factores de riesgo, como enfermedades crónicas, diabetes, miomas, depresión o enfermedades de transmisión sexual.

En este sentido, se estima que el 40% de los casos de infertilidad se deben a problemas de la mujer, otro 40% al hombre y un 20% a razones mixtas o desconocidas. Una situación que ha dado lugar, en los últimos años, a un elevado número de nacimientos a través de técnicas de reproducción asistida y que parece seguir en aumento, constituyendo un 3% de los recién nacidos.

De esta forma, se distinguen diferentes pruebas entre hombres y mujeres para averiguar las causas de la infertilidad y así poder valorar los distintos tratamientos de reproducción asistida para convertirse en padres. 

Principales pruebas de fertilidad en la mujer

pruebas para la fertilidad en la mujer

Seis son las pruebas de fertilidad que se realizan a una mujer para intentar detectar los posibles problemas que pueda tener para quedarse embarazada. ¡Conócelas todas! 

1. Estudio hormonal
Una de las primeras pruebas fundamentales a realizar durante el estudio de fertilidad en la mujer es el análisis hormonal, con el que es posible descartar o corroborar problemas endocrinos que afecten al ciclo menstrual. Se suele realizar durante los primeros días del ciclo, mediante un análisis de sangre, para conocer la funcionalidad de los ovarios, de la hipófisis de la mujer e, incluso, el estado de la reserva ovárica. En este estudio, se determinan los niveles de las hormonas FSH, LH, progesterona, prolactina, estradiol y AMH.

2. Histerosalpingografía
Consiste en la valoración de las Trompas de Falopio y su permeabilidad a partir de una radiografía con contraste. Se realiza una vez finalizada la menstruación y antes de la ovulación.

3. Ecografía transvaginal
Se trata de una ecografía mediante ultrasonidos con la que es posible valorar tanto el estado de los ovarios como estudiar la morfología del útero. Asimismo, también aporta información sobre el funcionamiento propio de los ovarios y el endometrio durante el ciclo menstrual.

4. Histeroscopia
Durante esta prueba, se realiza un examen endoscópico para examinar tanto el interior del útero como el canal cervical. Con ello, es posible detectar alteraciones dentro del útero, como causantes de abortos o de la imposibilidad de implantar los embriones.

5. Biopsia del endometrio
Conlleva la extracción de una muestra de mucosa endometrial para su posterior análisis en el laboratorio. A partir de esta prueba, es posible conocer la posible existencia de infecciones o anomalías en el endometrio.

6. Cariotipo
Se realiza un análisis de sangre para poder estudiar el patrón cromosómico. A partir de esta prueba se pueden detectar posibles anomalías cromosómicas culpables de la infertilidad.   

Cómo es el estudio de fertilidad en el hombre

pruebas para detectar infertilidad masculina

¿Y qué pasa con la parte masculina? Ellos también se someten a seis pruebas que permitan detectar cualquier obstáculo para concebir un bebé. 

7. Seminograma o Espermiograma
Se trata de una de las primeras pruebas a realizar en el examen de fertilidad en el hombre. Su función primordial es comprobar y valorar tanto la cantidad de espermatozoides como su calidad y forma. Asimismo, es posible que durante la primera visita con el especialista en medicina reproductiva también se realiza un examen testicular, en el que se examinan los testículos ante la posible apariencia de bultos o infecciones.

8. Test de capacitación (REM)
Esta prueba complementa a la anterior y consiste en liberar a los espermatozoides de cualquier fluido o sustancia que lo compone. Después, se realiza un recuento de espermatozoides móviles, lo que se conoce como REM, para saber cuáles pueden ser útiles en técnicas de reproducción asistida.

9. Estudios bacteriológicos y bioquímicos
Consiste en detectar aquellas infecciones que alteran la calidad del semen a partir de un análisis sanguíneo o la toma de un cultivo de semen.

10. Análisis hormonal
Al igual que en el caso de la mujer, es necesario que el hombre también se someta a un análisis de sangre para comprobar el estado de los niveles hormonales de LH, FSH y testosterona. A partir de esta prueba, es posible detectar posibles anomalías causantes de la infertilidad.

11. Biopsia testicular
Mediante una punción se extraen espermatozoides de los testículos para proceder a un análisis de semen.

12. Cariotipo
Al igual que en el caso de las mujeres, también se suele realizar la prueba del cariotipo en el estudio de fertilidad masculino para dar con aquellas anomalías cromosómicas que producen infertilidad. 

Una vez realizadas todas las pruebas oportunas, es necesario esperar un periodo de 3-4 semanas para conocer los resultados. Después, y tras la valoración del médico especialista, es posible determinar el tratamiento de reproducción asistida que mejor se adapte a cada caso concreto.

El tamaño del bebé al nacer, ¿causa de infertilidad? 

bebés con bajo peso al nacer

Según un reciente estudio publicado en la revista  Human Reproduction existe un mayor riesgo de ser infértil si tu peso en el momento del nacimiento fue bajo para tu edad gestacional. Este estudio se refiere, concretamente, a los hombres y no se relacionada con la infertilidad de la mujer. 

Para ello se analizaron a más de 5.000 hombres y mujeres que nacieron en los años 80 y los siguieron hasta finales del 2017. Las conclusiones de dicho estudio señalan que los hombres que habían nacido pequeños para la edad gestacional (bebé con un 10 % de peso inferior según cada semana de gestación y en comparación con otros niños de su misma edad gestacional) tenían un 55% más de riesgo de infertilidad que los adultos en comparación con los adultos dentro del rango de peso apropiado para la edad gestacional. 

La responsable del estudio apunta que 'un entorno de crecimiento subóptimo para el feto, por cualquier razón, podría ser perjudicial para el desarrollo de la producción de esperma y los órganos reproductivos'. De ahí que subraye lo importante que es que la madre cuide todo lo relacionado con el embarazo para que no tenga ningún efecto negativo sobre el feto, por ejemplo, que no fume o que no beba y que cuide su alimentación.

Puedes leer más artículos similares a 12 pruebas de fertilidad para hombres y mujeres que quieren tener un bebé, en la categoría de Problemas de fertilidad en Guiainfantil.com.