12 errores que cometemos al sostener al bebé en brazos

Cómo sostener de forma correcta a un recién nacido

Lisbeth García

Esperamos nueves meses hasta que llega ese momento tan especial y ya tenemos ansias de tener a nuestro bebé en brazos.

Sin embargo, en seguida llegan los temores: ¿estaré sujetando a mi bebé de forma adecuada? Te explicamos cuáles son los 12 errores que cometemos al sostener el bebe en brazos

El miedo de los padres primerizos al sostener al bebé en brazos 

Errores que cometemos al sostener al bebé en brazos

Los recién nacidos son frágiles, y la experiencia de los padres primerizos, también. Es normal que no sepas cargarlo en brazos, levantarlo de la cuna o llevarlo a ella. Y es normal que sientas cierta inseguridad y también cierto miedo de que el recién nacido se escurra entre las manos y hagamos mal las cosas.

El instinto en muchas casos es nuestro mejor aliado, porque los niños vienen sin instrucciones. Muchas experiencias se aprenden sobre la marcha, sin embargo podemos tomar en cuenta las recomendaciones  de otras personas y seguir algunos consejos.

Debemos tomar en cuenta siempre al momento de cargar o tener en brazos al bebé que se debe hacer con seguridad y con delicadeza al mismo tiempo, siendo  cariñosa con caricias y palabras suaves para que ambos sientan confianza, debes sentirte tranquila y segura, para que así, el también se sienta relajado antes de interactuar.

Un recién nacido aun no es capaz de sostener la cabeza por si mismo, por lo que una mano tuya siempre deberá mantenerla en ella cuando lo tengas en brazos y es que son tan pequeños que muchas veces con la misma mano puedes sujetar la parte superior de la espalda y la cabeza.

Los 12 principales errores que cometemos al sostener al bebé en brazos

Al principio, es normal caer en una serie de errores a la hora de sostener al bebé en brazos. Estos son algunos errores que cometemos al sostener al recién nacido:

1. Poca higiene: No lo cargues con las manos sucias o mojadas de igual modo si las tienes muy frías o estas manipulando frío calor, comidas, agua, entre otros.

2. Inseguridad: Sostener al bebé con miedo, nerviosismo e inseguridad.

3. Gritar: Otro gran error entre los padres más nerviosos es gritar o hablar con un tono de voz muy alto mientras lo tenemos en nuestro regazo. Evita gritar al recién nacido, porque esto podría asustarlo.

4. No sostener la cabeza: El gran error y el más peligroso es el de no sostener la cabeza y cuello al cogerlo o al acostarlo a la cuna

5. Colocarlo en mala postura: Por ejemplo, sostener a tu bebe contra tu pecho simulando que esta sentado, podría hacerle daños en la columna vertebral.

6. Dejárselo a otro niño: Puede que lo hagas con tu mejor intención, pero permitir que otros niños carguen en brazos al recién nacido sería un riesgo.

7. Multitarea: El hacer tareas del hogar mientras sostienes en brazos al bebé. Es mas cómodo hacer uso del portabebe o mecedora.

8. Todo el día en brazos: El mantenerlos en brazos durante largos periodos también es un gran error, porque los recién nacidos son muy frágiles y nuestro cuerpo le hace daño a sus huesitos. Ellos podrían estar incómodos, además nuestra temperatura corporal también les fatigaría un poco. Debemos aportar cariño pero también confort, ya que merecen el descanso.

9. Movimientos bruscos: Ejercer movimientos bruscos mientras lo tenemos en brazos, no se debe manipular bruscamente, ni intentar hacer acrobacias.

10. Siempre en la misma postura: El dejarlo siempre en la misma posición también es un error muy común. Se debe procurar cambiar de la lado especialmente para evitar daños en algunos puntos. Muchos bebés terminan con su cabecita deformada, e incluso pueden sufrir plagiocefalia por descansar siempre en la misma postura.

11. No buscar una postura cómoda: A veces tendemos a 'sacrificar' nuestra postura a la hora de sostener el bebé pensando que él sí estará cómodo, pero no es así. Si la mamá o el papá no están cómodos, el bebé tampoco lo estará. 

12. Mal uso del portabebés:  El mal  uso del canguro o mochilas portabebe dejando al bebe en posición incorrecta, curveando la columna. Con el fular se respeta mas la postura fisiológica del recién nacido, sin embargo, siempre debemos tener cuidado con su cabecita y usar uno con medidas acorde al peso y estatura. 

Consejos para sostener de forma adecuada al recién nacido

Nos preparamos para sostener a nuestro recién nacido con los siguientes consejos:

1. Lavarse las manos: Esta tarea la debe realizar, papá, mamá, abuela, la familia e incluso la visita, puesto que el sistema inmune del bebé se esta desarrollando y no queremos que se enferme, por lo tanto, antes de realizar alguna actividad con el recién nacido siempre se debe realizar lavado de manos, usando jabón neutro y agua tibia.

2. Tener seguridad y confianza en si misma: Ayudará mucho al momento de cargar a tu hijo, si estamos relajadas y seguras. De esta forma, el nerviosismo no lo trasmitiremos al bebé y todo fluirá mucho mejor. ¡Así que ponte cómoda!

3. Se cuidadosa y apoya siempre la cabeza: Los recién nacidos tienen poco control en el cuello, así que siempre vas a necesitar tener cautela, proteger su fontanela o puntos blandos de la cabeza y apoyar cuello y cabeza con seguridad. Muchas veces ellos realizan movimientos bruscos y fuerte hacia atrás, por eso debemos sostener su cuello y cabeza, sea la posición que sea.

Sostener al recién nacido en brazos es una experiencia maravillosa y beneficiosa para los padres y para los hijos, ya que favorece el autoestima y la salud emocional del bebé. Necesitan siempre nuestras caricias, nuestro calor humano, nuestro amor, recuerda que viene de estar abrazado en el nido uterino. Seamos cuidadosos dejando los temores que vale la pena tener en brazos ese pedacito de vida y milagro.