El hombre, la abeja y la oveja. Fábula sobre la bondad para niños

Cuento con moraleja sobre la bondad

Patricia Fernández

Las fábulas son una manera entretenida de inculcar a los niños valores morales. Son entretenidas y amenas y siempre llevan una moraleja tras ellas.

Hay grandes fabulistas muy conocidos como Esopo, o Samaniego, pero en Guiainfantil.com podrás descubrir fábulas más desconocidas y que fueron escritas por grandes escritores como Lessing; esta es una de ellas.

El hombre, la abeja y la oveja es una curiosa fábula corta que nos habla del verdadero desinterés de la bondad.

El hombre, la abeja y la oveja. Fábula para niños sobre la bondad

Fábula del Hombre, la abeja y la oveja 

Cierta vez, cuando un hombre recogía la miel de un panal,

una orgullosa abeja le preguntó arrogante:

- ¿Hay algún animal más bienhechor que yo?

- ¡Pues claro que lo hay! - respondió el hombre.

- ¿Cómo? - se escandalizó la abeja - ¡Seguro que te has equivocado! Si no es así..., dime su nombre.

- La oveja es nuestra mayor benefactora - repuso - porque su lana nos es necesaria, en tanto que tu miel sólo es agradable.

- Ésa es tu opinión - zumbó el insecto -.

Y no tiene ningún fundamento.

- Te lo explicaré - contestó él -: la oveja nos cede su lana de buen grado y sin crearnos problemas; tú nos das la miel, 

pero en cambio siempre estás dispuesta a clavarnos el aguijón.

Moraleja: La bondad es la virtud que más debe valorarse.