9 consejos prácticos para motivar las ganas de aprender de los niños

Cuando tus hijos están motivados, tienen más ganas de estudiar

María José Padilla
María José Padilla Coach educativa

Hay palabras que, con sola nombrarlas, parece que se quitan las ganas de usarlas, por ejemplo: estudiar, esfuerzo, obligación, voluntad... o cualquiera otra que requiera de un impulso y una motivación por nuestra parte para ponerlas en practica. Y si a nosotros como adultos, nos cuesta utilizarlas y mucho más aplicarlas, imaginemos cómo resultarán en el mundo de nuestros hijos el uso de las mismas. Por eso, en esta ocasión te ofrecemos algunos consejos prácticos con los que podrás motivar las ganas de aprender de los niños, de una manera sencilla.

Necesitamos encontrar atajos que nos lleven a ese lugar que queremos (estudiar, cumplir con una obligación...) pero con el menor uso de palabras que suenen a 'hay que hacer'. Te proponemos usar más aquellas que nos lleven a: 'quiero hacerlo'.

Tener que estudiar frente a las ganas de aprender de los niños

Animar a los niños a estudiar y aprender

El más claro ejemplo lo tenemos cuando le decimos a nuestros hijos 'hay que estudiar' frente a 'quiero aprender'. La diferencia inicial está bien clara. En la primera, alguien te 'obliga a llevar a cabo esa tarea' mientras que en la segunda es algo 'que nace de nosotros mismos'.

¿Pero cómo aumentar los 'quiero hacer' frente a los 'tengo que hacer'? ¿Cómo hacer que a los niños les guste cosas que no les gustan o cosas que los adultos decidimos que les tienen que gustar o aprender?

A continuación te proponemos en una serie de consejos prácticos para que nuestros hijos no dejen de tener ganas de aprender.

El lenguaje que usamos y el aprendizaje infantil

El aprendizaje infantil y cómo motivarlo

Lo primero a tener en cuenta como aclaración es que al niño le gusta aprender pero no estudiar. Por ello, si podemos jugar con el lenguaje, ahí tenemos una primera herramienta para intentar motivarlos al aprendizaje: el cuidado del lenguaje.

Además, tengamos en cuenta que para que un niño se motive a aprender deben ocurrir tres cosas según nos cuenta el pedagogo José Antonio Marina y que nosotros hemos adaptado:

- La primera de ellas, es que el niño sienta que se lo va a pasar bien. Para ello, debemos cuidar y preparar todos los detalles relacionados con el entorno de enseñanza o aprendizaje.

- La segunda es que el niño se tiene que sentir valorado en el aprendizaje. Va a buscar el reconocimiento de los padres o de los profesores, por ello, sería bueno preparar una serie de afirmaciones o de frases que hagan sentir al niño apreciado por el adulto. Ejemplos: 'estás haciendo un gran esfuerzo y se nota en el dibujo', 'valoro el empeño que estás poniendo en esta tarea, porque está dando un gran resultado', 'me doy cuenta de que estás realizando un gran trabajo y te felicito por ello'.

Solo recuerda que valoramos la acción y no al niño a la hora de reconocerles su trabajo o esfuerzo.

- Y por último, es necesario que el niño sienta que va progresando. Para ello podéis utilizar una tabla de progresos o un mural de avances que podéis hacer vosotros mismos antes de comenzar los estudios o tareas a llevar a cabo.

Consejos para motivar a los niños a estudiar (y disfrutar con ello)

Motivar a los niños a aprender y estudiar

Otros consejos a tener en cuenta:

1. Realizar un sistema de recompensas externo o interno, donde el niño participe a la hora de realizarlo, esto será de gran motivación para él o ella.

2. Asociar el aprendizaje al juego siempre da buenos resultados: enigmas, adivinanzas, poemas didácticos, jeroglíficos o trabajar con la lógica, es una apuesta segura.

3. Realizar una lista de motivos por los que merecerá la pena realizar el esfuerzo y les valga la pena esforzarse. Tenerla siempre a la vista para que no pierda el foco.

4. 'Divide y vencerás'. Siempre da resultado dividir las tareas en pequeños objetivos e ir superándose poco a poco.

5. Favorecer la participación tanto en casa como en el aula, también es un gran motivador para los niños, los hacemos sentir importantes y les damos a entender que los tenemos en cuenta. ¡Y eso a ellos, les gusta y mucho!

6. Utilizar el sentido del humor para favorecer estados emocionales positivos que contribuyan a que se sientan motivados. Incluso cantar antes de comenzar a realizar la tarea, ver un dibujo gracioso, contar chiste... Todo ello favorecerá su estado emocional.

7. Utilizar las palabras como 'reto' o 'desafío' para algunos niños también es un gran motivador, así que, si al tuyo le funciona, no dejes de usarlas.

8. Realizar un 'collage' de cada tema que estudien o de cada tarea que tengan que aprender. Los collages estarán presentes y será una forma divertida de mantener el aprendizaje presente. Los esquemas también son herramientas muy útiles para aprender.

9. Hacer su propio periódico, cuento o tebeo también es otra forma de afianzar los conocimientos.

Como comprobaréis, estas practicas requieren de atención y tiempo por parte de los padres. Pero recordad: el mejor consejo es no dar ningún consejo, así que, con solo ser el mejor modelo o ejemplo a seguir por tu hijo, el aprendizaje saldrá solo.

Puedes leer más artículos similares a 9 consejos prácticos para motivar las ganas de aprender de los niños, en la categoría de Motivación en Guiainfantil.com.