400 años de Don Quijote

En 2006 se celebró el cuarto centenario de la publicación de Don Quijote

Este año celebramos los 400 años desde la publicación de una de las novelas más famosas de todos los tiempos: "El ingenioso Don Quijote de la Mancha". Además, abril es el mes en el que se murió su autor, Miguel de Cervantes.

¿Quién era Cervantes?

Miguel de Cervantes y Saavedra, el autor de "Don Quijote de la Mancha", nació el día 29 de septiembre de 1547 (día de San Miguel) en Alcalá de Henares, España. Era el cuarto hijo de los seis que tuvo el matrimonio Rodrigo de Cervantes y Leonor de Cortinas. Su padre era cirujano-barbero, y el aprieto económico lo forzó a vagar por Valladolid, Córdoba y Sevilla en busca de mejor suerte, jamás conseguida. Miguel realizó sus estudios en Sevilla donde se aficionó al teatro. En 1566 su familia se estableció definitivamente en Madrid, donde Miguel dio sus primeros pasos en la carrera literaria. Es posible que Cervantes se iniciara en la literatura bajo la supervisión y en la amistad del humanista y gramático López de Hoyos. Lo que sí es seguro es que Cervantes entró al mundo literario de la mano de la poesía. Pero sus inicios poéticos se vieron truncados casi en sus comienzos. A finales de 1569, Cervantes se instaló en Roma como camarero del cardenal Giulio Acquaviva, al que servirá durante un tiempo para iniciar pronto su carrera militar. Allí, aprovechó para familiarizarse con la literatura italiana, tan influyente en su obra. En 1570 entró en el servicio militar como voluntario. Cervantes era un soldado y participó en la batalla naval de Lepanto, el 7 de octubre de 1571, donde se convirtió en un héroe aunque la batalla dejaría inutilizada para siempre su mano izquierda.

Cansado de tantas batallas, unos tres años después Cervantes decide volver a España. Pero cuando ya llegaba a las costas catalanas la embarcación donde viajaba fue apresada por unos corsarios berberiscos y Cervantes se queda prisionero por cinco largos años en las mazmorras argelinas, lo que dejó una huella profunda en la mente del escritor. Intentó escaparse muchas veces y al final fue liberado gracias al rescate pagado por el fraile trinitario fray Juan Gil, con las monedas obtenidas de sus recorridos pedigüeños por la geografía española. Por fin consigue llegar a España. Teniendo en cuenta que sus méritos militares nunca le fueron recompensados, Cervantes decide dedicarse de lleno a las letras, en el mundo literario del Madrid de finales del siglo XVI. Escribe "La Galatea", además de varias comedias, dramas, poesías, novelas.

Se casó con Catalina de Salazar, en Esquivias, en 1585, y poco después siguió con sus viajes y movimientos por el ancho mundo, que le llevaron a tener apenas una esposa nominal, pues hasta principios del siglo XVII no volvería a verse con ella. En 1603 se instaló en Valladolid, cuando ya se dedicaba de lleno a la escritura del Quijote.

Cervantes, el grande escritor español

Cervantes es considerado como el más grande escritor español de todos los tiempos, y uno de los mejores escritores de la literatura universal. En su obra más conocida, "Don Quijote de la Mancha, publicada en 1605, Cervantes usa muchas de sus experiencias y dice mucho de sí mismo. "Éste que veis aquí, de rostro aguileño, de cabello castaño, frente lisa y desembarazada, de alegres ojos y de nariz corva, aunque bien proporcionada; las barbas de plata, que no ha veinte años que fueron de oro, los bigotes grandes, la boca pequeña, los dientes ni menudos ni crecidos, porque no tiene sino seis, y ésos mal acondicionados y peor puestos, porque no tienen correspondencia los unos con los otros; el cuerpo entre dos extremos, ni grande, ni pequeño, la color viva, antes blanca que morena; algo cargado de espaldas, y no muy ligero de pies; éste digo que es el rostro del autor de La Galatea y de Don Quijote de la Mancha, y del que hizo el Viaje del Parnaso, a imitación del de César Caporal Perusino, y otras obras que andan por ahí descarriadas y, quizá, sin el nombre de su dueño. Llámase comúnmente Miguel de Cervantes Saavedra.

Fue soldado muchos años, y cinco y medio cautivo, donde aprendió a tener paciencia en las adversidades. Perdió en la batalla naval de Lepanto la mano izquierda de un arcabuzazo, herida que, aunque parece fea, él la tiene por hermosa, por haberla cobrado en la más memorable y alta ocasión que vieron los pasados siglos, ni esperan ver los venideros, militando debajo de las vencedoras banderas del hijo del rayo de la guerra, Carlo Quinto, de felice memoria". El libro, publicado en 1605, tuvo un éxito inmediato. Al año siguiente, Cervantes regresa a Madrid donde se entrega totalmente a la creación literaria.

En sus últimos años publica las "Novelas ejemplares", "Viaje del Parnaso", "Ocho comedias y ocho entremeses", y la segunda parte del "Quijote" (1615) Pero el triunfo literario no lo libró de sus necesidades económicas. Dedicó sus últimos meses de vida a "Los trabajos de Persiles y Segismunda". Murió en Madrid el 23 de abril de 1616 y fue enterrado de caridad. Es reconocido como el mejor autor de la literatura española y uno de los mejores escritores del mundo.