Embarazo químico - Señales que avisan de un aborto espontáneo

Causas por las que se produce la pérdida del bebé en las primeras semanas de gestación y qué hacer para evitarlo

El embarazo químico o bioquímico es un aborto espontáneo que ocurre de forma natural al principio del embarazo, generalmente antes de la quinta semana de gestación; también se define como una interrupción temprana del desarrollo del embrión y posterior bajada de la menstruación. A pesar de que sí existen síntomas que pueden hacer que notemos un embarazo químico, es muy común que las mujeres durante este tipo de embarazo no se den cuenta hasta que sucede el aborto o cuando se realizan la prueba de embarazo

Causas de un embarazo químico en la mujer

el embarazo químico o aborto espontáneo

Podemos reconocer como embarazo químico a un embarazo normal en el que la concepción se realiza después de la ovulación. Es decir, el embrión sí ha sido implantado y una prueba de embarazo podría confirmarlo, según explican en el informe, sin embargo, después de lo mencionado anteriormente, se produce un aborto espontáneo que no permite ver en ningún momento alguna señal en el útero, explican en el informe 'Diagnóstico clínico de embarazo. Diagnóstico biológico, inmunológico y ecográfico'. 

Retomando cómo suceden las cosas durante un embarazo químico, cuando el óvulo se fecunda, durante un embarazo bioquímico la implantación no se completa. De acuerdo con los especialistas, se cree que la mayor parte de los embarazos químicos son producidos como una consecuencia de un tipo de anomalía cromosómica las cuales se refieren al resultado de diferentes factores como pueden ser genes transmitidos por los padres, una baja calidad tanto del esperma como del óvulo o incluso una división celular anormal del feto. No obstante, existen otras causas que pueden incluir:

- Embrión con alteraciones genéticas después de su fecundación

- Posibles alteraciones genéticas en el óvulo o espermatozoide de los progenitores

- Estilos de vida de los padres poco saludables: tabaco, alcohol, drogas y estrés

- Anomalías anatómicas en el útero de la madre

- Infecciones

- Problemas hormonales

[Leer más: Prolactina alta. Problemas de fertilidad en la mujer]

Cuando el embrión no consigue implantarse con éxito, no es sencillo darse cuenta de que ha concebido. Muchas personas hablan del embarazo bioquímico como una de las bromas más crueles de la naturaleza. A pesar de que la prueba de embarazo salga positiva, el embarazo no es lo suficientemente fuerte para pasar a la concepción real. Se recomienda no intentar buscar una causa y caer en la frustración. Algunos embriones simplemente son incapaces de evolucionar, sin que esto afecte a la capacidad reproductiva de la pareja.

Señales que avisan de un aborto espontáneo

embarazo bioquímico

Se puede reconocer un embarazo químico con la ayuda de una prueba de embarazo. Generalmente, muchas mujeres no lo toman en cuenta debido a que no se les hace extraño tener una regla rara, pues este no influye en la abundancia o consistencia de la menstruación. También se pueden tomar en cuenta algunos síntomas como son las pequeñas contracciones, dolor de espalda, dolor abdominal similar a la menstruación, expulsión de coágulos durante la menstruación.

Ahora bien, es necesario distinguir entre un aborto espontáneo y el sangrado de implantación. Recordemos que durante el embarazo químico se puede presentar un sangrado como un ligero manchado para convertirse posteriormente en un sangrado extremo con la aparición de coágulos de color rojo oscuro, que es muy similar a la menstruación abundante que muchas mujeres sufren. Como hemos mencionado en el párrafo anterior, los cólicos y el sangrado también forman parte de los signos de un aborto espontáneo, que pueden durar unas horas o durante una semana en algunos casos.

A diferencia del embarazo químico, el sangrado de la implantación se suele mostrar como una ligera hemorragia de color marrón con un flujo menor y este solo durará una horas o uno días como máximo. Durante el sangrado de la implantación, la cantidad de sangrado vaginal es pequeña y se genera unos días después de la concepción, lo que indica que el óvulo ha sido fecundado y se ha adherido a una pared uterina, logrando un embarazo.

Consejos para evitar un embarazo químico o bioquímico

aborto espontáneo

La mayoría de los abortos espontáneos ocurren debido a anomalías cromosómicas, por lo que no hay nada específico que se pueda hacer para prevenirlos. En este artículo te dejamos algunos consejos que pueden ayudar a evitarlos:

- Tener un cambio de estilo de vida más saludable

- Haz ejercicio de manera regular

- Realiza un plan de alimentación adecuado a tus necesidades físicas y metabólicas

- Medita al menos 5 minutos al día

[Leer más: La meditación durante el embarazo]

- Haz actividades que ayuden a disminuir el estrés

- Ten pensamientos positivos

- Consume alimentos ricos en hierro, tomar ácido fólico y omega 3

- Evitar fumar y beber alcohol

- Controla tu concentración de azúcar en la sangre (si eres diabética).

Si las causas son por anomalías anatómicas solicita información a tu médico acerca de técnicas de reproducción asistida (TRA) o fecundación in vitro, síndrome del ovario poliquístico (SOP), evita actividades o deportes de contacto que tengan riesgo de lesiones, reduce la exposición a riesgos ambientales, como rayos X, radiación y enfermedades infecciosas, elimina la cafeína de tu dieta o reduce su consumo y no consumas medicamentos de venta libre. Y, sobre todo, consulta con tu ginecólogo.

Puedes leer más artículos similares a Embarazo químico - Señales que avisan de un aborto espontáneo, en la categoría de Quedar embarazada en Guiainfantil.com.

Publicado:
Actualizado: