Hecho y echo - Poema corto para niños sobre el uso de palabras homófonas

Las palabras que suenan igual pueden confundir a los pequeños, por eso es necesario enseñarles a diferenciarlas

Te presentamos 'Hecho y echo', un poema corto para niños sobre el uso de palabras homófonas, que son aquellas que fonéticamente suenan iguales, pero que se escriben y significan algo completamente distinto. En este poema corto, presentamos a tu hijo a diferenciar entre las palabras 'hecho' y 'echo', así como el contexto en el que pueden utilizarlas.

Poema corto para niños sobre palabras homófonas - Hecho y echo

Poema corto para niños sobre palabras homófonas

La base de una buena ortografía es la lectura y es por eso que leer poemas y cuentos cortos serán de mucha ayuda para tu hijo y su desarrollo de lenguaje. Fomenta el hábito de la lectura y, siempre que puedan, anoten palabras que el niño no entienda para que las busquen en el diccionario, sobre todo aquellas como esta que suenan igual, pero que no se escriben ni significan lo mismo:

Suenan igual hecho y echo
pero se escriben distinto
son dos palabras homófonas.
¡No significan lo mismo!

Echo el pestillo sin la hache
la escribo si algo está hecho
porque hecho es del verbo hacer
y si echo es de echar, solo eso.

Echo leche en el tazón
echo azúcar en la leche
pero no quiero cacao
¡De eso no quiero que me echen!

Mi madre ha hecho un batido
de chocolate y manzana,
de eso me echo muy contenta
también se echan mis hermanas.

Actividades de comprensión lectora sobre el poema corto para niños

Actividades de comprensión lectora de palabras homófonas

Como este poema es muy corto, te proponemos solo tres preguntas y te dejaremos ejemplos de palabras homófonas, para que entre tu hijo y tú puedan anotar su significado. También te sugerimos que hagan un pequeño escrito con esas mismas palabras:

  1. ¿Por qué hecho y echo son palabras homófonas?
  2. ¿La palabra hecho a qué verbo pertenece?
  3. ¿La palabra echo de qué verbo es?

Ejemplos de palabras homófonas:

  • Aprender / Aprehender
  • Hala / Ala
  • Vaca / Baca
  • Bello / Vello
  • Desecho / Deshecho
  • Herrado / Errado
  • Graba / Grava
  • Encima / Enzima
  • Hola / Ola

¿Qué son las palabras homófonas? Reglas de ortografía para niños

Qué son las palabras homófonas

A continuación, unas curiosidades de las palabras homófonas:

  • Por definición, la palabra homófona viene del griego 'homos', que significa 'igual' y 'phonos', que es equivalente a 'sonido', es decir, que el término homofonía u homófona se refiere a lo que comparte un sonido igual con otra. Para los lingüistas esto es que cierta palabra se escribe y significa algo diferente, pero se escucha exactamente igual.
  • En el español las palabras homófonas suelen confundirse mucho y aunque el contexto es el que determina cómo se escribe, los niños suelen escribirlas como las escuchan y por eso suele haber bastantes errores. Al escucharlas pensamos que son exactamente iguales, ya que tienen mucho parecido entre sí, pero al ver la intención del texto descubrimos cómo deben escribirse realmente.
  • Las palabras homófonas comparten pronunciación, pero no significado ni escritura. Por citar un ejemplo: baya / vaya, aunque suenan iguales son totalmente diferentes. Mientras la primera se refiere a un fruto de árbol, el segundo es un verbo. Al leer el enunciado podemos saber la grafía correcta: 'Pídele a Pedro que vaya por su hermana' o 'La ardilla guardó una baya en su escondite', ¿notas la diferencia?
  • De igual manera tiene mucho que ver la pronunciación de las consonantes, para ejemplo la 'll' y la 'y', que pueden igual confundirse. Siguiendo el ejemplo, 'valla' es una tipo de cerca, mientras que 'vaya' es el verbo 'ir' conjugado, como ya lo habíamos mencionado. Aquí será fundamental la pronunciación y, sobre todo, el contexto en el que se encuentre dicha palabra.
  • Otras letras que causan confusión son la letra 's' y la 'z', aunque esto es muy común en países de América Latina, ya que se pronuncian igual, al que se suma la letra 'c', no así en España donde la fonética y la pronunciación es mucho más marcada y se distingue fácilmente. En México, por ejemplo, tenemos: cazo y caso, que suenan exactamente igual, pero mientras el primero es una olla muy grande el segundo es una situación o tema.

Diferencia entre palabras homónimas y palabras homófonas

Diferencias entre palabras homónimas y homófonas

La principal diferencia entre las palabras homónimas y las palabras homófonas es que estas últimas no tienen jamás la misma escritura, mientras que las primeras sí. Para citar un ejemplo, las palabras homónimas 'cobre' que es el material metálico y 'cobre' que es la conjugación del verbo cobrar, o quizá 'banco' que es un tipo de asiento y 'banco', la institución financiera.

Es por eso que no deben confundirse estos términos, mientras que las homónimas se escriben igual, su significado cambia dependiendo el contexto, pero las homófonas solo suenan igual. Incluso diversos lingüistas comentan que las palabras homófonas son una división de las palabras homónimas, ya que casi significan, se escriben y suenan igual.

La pronunciación es lo que va a diferenciar las palabras homónimas de las homófonas, por lo que te sugerimos leer despacio y dar la entonación correcta para que tu hijo pueda comprenderlas. Lean varios ejemplos y busquen su significado en el diccionario, les ayudará bastante hacer oraciones cortas con ellas y compararlas. ¡Se divertirán muchísimo!

Puedes leer más artículos similares a Hecho y echo - Poema corto para niños sobre el uso de palabras homófonas, en la categoría de Poesías en Guiainfantil.com.

Publicado:
Actualizado: