8 recomendaciones para afrontar el final de curso de los niños

Cómo superar el estrés de los niños a final de curso

Andrés París

Otro año más, llega el final del curso, y los exámenes finales, entregas de trabajos... y con él, las preocupaciones, las presiones, la incertidumbre, el exceso de tiempo delante de los libros, el "todo a última hora" y la preocupación por el resultado final.

El final de curso, lejos de ser un momento de relajación y de tranquilidad, es un momento de máximo estrés para los niños.

Te contamos cuáles son las principales preocupaciones de los niños y los padres, y cómo afrontar el final del curso de nuestros hijos.

Cómo debemos afrontar el final de curso de nuestros hijos

Recomendaciones para afrontar el final del curso

Los niños también sufren estrés, especialmente durante estas fechas en las que acaba el curso escolar. Hay muchos factores que influyen en el estrés de los niños:

- Hace más calor.

- Es el momento de presionar a los niños con el tema de las notas o calificaciones.

- Es el momento de las alergias.

- Es el momento de terminar trabajos.

- Es el momento de las representaciones de las actividades extraescolares.

- Es el momento de las comuniones.

- Es el momento de decidir a qué campamentos vamos a ir.

- Es el momento del cambio de jornada en el cole.

- Y, como dice el refrán, la primavera la sangre altera.

Es, por tanto, un pico de intensidad muy alto, que se produce no solo en estudios, sino que, en cambios de horarios, rutinas, con momentos de concentración y exigencia muy altos, en un periodo en el que física y mentalmente, probablemente, estemos en curva descendente. Pero curiosamente no lo hacemos así, sino que tenemos la curva invertida.

Te propongo 8 recomendaciones para afrontar este final de curso:

Los picos o curvas de intensidad se deben dar hacia la mitad del proceso nunca al final. Si dividimos el curso en 4 partes se debería dar en la 3ª y desde ahí ir descendiendo de nivel hasta las vacaciones.

El curso no es una carrera de 400 metros, con ritmo alto y que acaba en sprint, es más parecido a una de 10000 m donde lo importante es mantener un ritmo continuo para llegar a meta.

Te propongo 8 recomendaciones para afrontar este final de curso. Son cosas que no solemos hacer y ayudarían a que tu hijo afronte mejor este periodo. 

  1. No presionar a los niños con las notas.
  2. Tener una buena planificación de las actividades.
  3. Mantener los mismos hábitos saludables, pauta de sueño, alimentarnos bien y estar hidratados.
  4. Mantener la motivación.
  5. Poner intensidad y energía donde haya que ponerla, no en todas las cosas por igual.
  6. Presta atención a tus emociones sobre todo que no cursen emociones como el estrés, frustración o decepción.
  7. Relativiza las cosas.
  8. Busca la emoción de la tranquilidad.