La importancia de educar a los niños en el amor

12 meses, 12 emociones. Formas de manifestar este sentimiento a los demás

Begoña Ibarrola

Los niños tienen que aprender a identificar sus emociones y ponerlas nombre. El amor es una de ellas. Una emoción o un sentimiento que puede aportar a los niños felicidad, armonía y alegría. Por todos estos motivos y por muchos más que te voy a contar es importante educar a los niños en el amor

Ideas para educar a los niños en el amor (y no solo con besos y abrazo) 

educar en el amor a los niños

El amor es una emoción positiva, aunque también podríamos decir que se trata de un sentimiento. Y es que la emoción es algo más impulsivo, ¡es una reacción que surge con un cambio en el estado de ánimo! Quizás la etapa de enamoramiento es más emocional, pero el amor más calmado tiene también una parte cognitiva y el sentimiento es la emoción pensada, es la reflexión. 

Cuando amas a una persona, cuando amas a tu hijo o a tu pareja, quieres lo mejor para esa persona. Piensas en lo mejor para él o para ella, te das incondicionalmente y te vuelcas. Es un sentimiento que surge casi de abandonar tus propias necesidades en función de las necesidades de la persona a la que amas, pero siempre en equilibrio, porque el amor mal gestionado puede conducir a dependencia emocional

El amor es el elemento emocional saludable para la relación entre las personas. Es el ingrediente que no puede faltar en el crecimiento de cualquier niño. Un amor incondicional, que te quiero no por lo que haces sino por lo que eres. Y que cuando haces algo malo, no te dejo de querer, pero sanciono tu conducta y te digo 'Esto que has hecho no me gusta nada', pero te sigo queriendo. 

El amor se debe manifestar, no solamente sentir. Y ahí es donde los padres tienen que educar a los niños. Se puede tener un gesto de amor a través de la amabilidad. No es solamente dar besos y abrazos, también puedes manifestar el afecto a personas con las que no tienes tanta intimidad a través de detalles como abrir una puerta o cediéndoles un asiento, ofreciéndoles un vaso de agua... Incluso con renuncias o cesiones tuyas en favor de la persona que quieres. 

Y también se puede expresar amor a través de la gratitud. Dando gracias por todo lo que tienes y por todo lo que otras personas te dan. Porque hay que hacerles ver a los niños que el amor no es solo objetos, que hay muchas formas de manifestar el amor y que deben fijarse también en esos pequeños detalles. 

Escuchar es, también, una forma de amar, y es que en muchas familias faltan tiempos de escucha. Faltan tiempos pausados, donde mires al otro a los ojos y le digas '¿Qué te pasa?'. Todo esto son formas de manifestar el amor. 

Hay que enseñarles a los niños a amar, evidentemente con distintos niveles de confianza, de cercanía y de afecto entre personas más queridas de la familia o personas más lejanas. Aquí los padres tienen que ser muy respetuosos y no deben forzar a los niños a dar besos a cualquiera. El beso es un gesto que debe salir solo y obligar a los niños a que tengan una experiencia afectiva no les hace ningún favor. 

'El ladrón de estrellas', cuento corto sobre el amor para los niños 

el ladrón de estrellas cuento corto

Es bueno sentir amor, pero no siempre hay que demostrarlo con grandes regalos. Y de eso va el cuento 'El ladrón de estrellas', cuento escrito por Begoña Ibarrola dentro su colección Pensar y Sentir. 

Jaime tenía una gran amiga que se llamaba Claudia. Todos los días intentaba demostrarla cuanto le quería, pero Claudia no le hacía mucho caso, hasta que un día Jaime le prometió que haría cualquier cosa por ella. Para asombro de Claudia, Jaime le prometió regalarle la luna, pero Claudia se rió de él, porque era un regalo imposible.

Jaime no se rindió y se fue en un enorme globo al cielo hasta alcanzar la luna y hablar con ella. A lo mejor sabiendo cuanto quería a su amiga, aceptaría bajar a la tierra e iluminar el bonito jardín de Claudia. No se imaginaba la respuesta de la luna y lo que pasaría después…….

Este es un cuento para demostrar las diferentes formas que hay de expresar el amor, y además de divertir, enseña a valorar los pequeños gestos de amabilidad y afecto, los detalles que a todos nos hacen la vida más agradable. No es necesario ofrecer cosas como muestra de cariño y amor, hay otras formas, más sutiles y poderosas que llegan al corazón de las personas.

Jaime las descubrirá a lo largo del cuento y, sobre todo, se dará cuenta de que no necesita hacer cosas extraordinarias para que su amiga también le quiera.

Cómo saber si un niño se siente amado por sus padres

niño que se siente amado

El objetivo de todos los padres es que sus hijos sean felices y, para ello, es muy importante que no falte un ingrediente fundamental para su desarrollo: el amor. Aún así, los padres se preguntan si lo están haciendo bien y si estarán transmitiendo todo ese amor a sus pequeños. ¿Cómo saber si mi hijo se siente amado? 

- Un niño que se siente amado se siente seguro, se siente relajado y se atreve a equivocarse, porque sabe que no se le va a juzgar.

- Se lanza a retos más fuertes que el niño que se siente inseguro, es decir, se atreve a hacer más cosas. 

- Sabe que sus padres le apoyan y que están detrás de él si necesita algo; que si se cae, le van a ayudar a levantarse.

- Un niño que se siente amado tiene confianza emocional en los padres, algo que le ayudará a crecer. Sabrá que esos padres, sea cual sea su forma de manifestar el amor, serán un muro de contención y que siempre estarán con él a lo largo de su vida. 

- El niño que se siente amado y querido es un niño más feliz, mucho más alegre, mucho más vital, pero eso no significa que no pase momentos de tristeza. Lo que ocurrirá es que en esos instantes, él sabrá que están sus padres para echarle una mano y salir de ese bache. 

Cómo será de adulto un niño que no recibe amor 

adulto que no recibe amor

Si los padres no dan amor a su hijo, las consecuencias se van a notar a largo plazo, cuando sea adulto. Ese niño va a crecer con un déficit y va a crecer queriendo que le quieran a toda costa. ¿Qué otros rasgos van a marcar su personalidad? 

- Va a ser una persona muy dependiente del afecto de los demás. Hará las cosas para que los demás le vean y no por la satisfacción de hacerlas bien. 

- Va a ser una persona insegura, no se va a atrever a amar por miedo a que le dejen o por miedo de que no respondan a sus expectativas.

- Será un adulto para el que su amor tendrá un precio, no va emanar amor. 

- Las personas que han crecido sin amor no suelen ser amables. Eso no significa que sean egoístas, pero la amabilidad hacia los demás les cuesta. 

- Son adultos que van a sufrir mucho. Se les nota que tienen un sufrimiento emocional, como una falta de vitaminas emocionales. Una carencia que pueden arrastrar toda su vida. 

- Para poder ofrecer cariño a otro, tendrán que hacer un proceso para saber desde qué punto están dando su amor. Si para obtenerlo, si para buscar la recompensa o simplemente para amar al otro. 

- Padres y madres que han crecido con esta falta de cariño son muy autoritarios. No saben combinar los límites con el afecto

Los padres tenemos la obligación de cultivar el amor en los niños desde que son pequeños y no retirárselo en la adolescencia porque sea una etapa más difícil o porque nos lo pidan ellos. De esta manera se convertirán en adultos amorosos y repetirán ese mismo esquema que han visto en nosotros. El niño aportará un amor incondicional, una gratitud y una amabilidad a los demás que se le será devuelto. 

Cuentos, poesías y fábulas que hablar del amor 

El amor y el respeto son valores que tienen que estar muy presentes en la educación de nuestros hijos. Hablamos de manifestarlo y de expresarlo a través de besos, abrazos, gestos, pero también ¡de los cuentos! Aquí te presentamos una selección de historias que puedes contar a tus hijos en cualquier momento del día. 

Puedes leer más artículos similares a La importancia de educar a los niños en el amor, en la categoría de Valores en Guiainfantil.com.