Las veces que un bebé debe hacer caca al día según los meses que tenga

El color y la textura de las heces dependerán del tipo de alimentación del niño: lactancia materna, artificial o mixta

Carla Estrada

Un tema que preocupa mucho a los padres es la frecuencia de las deposiciones de su retoño. ¿Cuántas veces debe hacer caca al día un bebé según su edad? A continuación te daré información de lo que es normal o no y así podrás tener tranquilidad o consultar con tu pediatra en caso de ser necesario.

¿Con qué frecuencia normal un lactante debe hacer caca?

Las veces que un bebé debe hacer caca al día según los meses que tenga

Cuando un bebé nace, normalmente todo su organismo está inmaduro y más si se trata de un bebé prematuro y en la medida que pasa el tiempo va creciendo, desarrollándose y madurando a su propio ritmo.

El sistema digestivo no escapa a esa inmadurez, lo que lleva a que su función de digestión, absorción de nutrientes y procesamiento de los mismos pueda presentar variantes. Lo que muchas veces nos parece alterado es completamente normal debido a la inmadurez intestinal, como, por ejemplo, la disquesia intestinal que produce el bendito pujo, gases, cólicos del lactante y falso estreñimiento, entre otros.

Muchos de estos eventos que se producen por la inmadurez intestinal también van a depender del tipo de alimentación que se le ofrece, leche materna o leche artificial, alimentación sólida o papillas, de los antecedentes familiares, de su genética, de la presencia de alergias alimentarias o intolerancia a la lactosa (azúcar contenida en la leche).

En realidad, no hay una frecuencia normal exacta en las evacuaciones, ya que como dije anteriormente, va a depender de la individualidad de cada organismo y de otros factores, especialmente del tipo de alimentación. Sin embargo, según la edad, pueden tener una frecuencia que se considera dentro de la normalidad y se presenta de esta forma.

Cómo son las cacas de un bebé de 0 a 3 meses

La primera evacuación de un recién nacido se llama meconio, la cual es una sustancia muy pegajosa y viscosa, de color negro verdoso, compuesta por células muertas y secreciones provenientes del hígado y del estómago.

Se forma en el periodo fetal, revistiendo todo el intestino y normalmente es expulsado en las primeras 24 a 48 horas de nacido, sobre todo, gracias a la acción del calostro, que es la primera leche que recibe el bebé del pecho de la madre y que tiene una función laxante.

Cuando el recién nacido no recibe calostro sino fórmula artificial u otro tipo de leche, puede retrasarse la expulsión del calostro y esto incomoda al bebé y preocupa a los padres. Posterior a la eliminación del meconio, las heces dependerán sobretodo del tipo de alimentación que recibe el bebé.

Si es lactancia materna exclusiva, las heces serán pastosas y de color amarillo mostaza, lo que nos indica que está tomando la segunda fase de la leche que contiene grasas y nutrientes. Otra cosa importante que debes saber: debido al reflejo gastrocólico, pueden ser tan frecuentes como amamanta o con un mínimo de 2 a 3 por día.

Cuando la evacuación es verdosa, podemos pensar que se está alimentando más que todo con la primera fase de la leche materna, que contiene agua y lactosa. Esto se presenta más frecuentemente en las etapas de crisis o brotes de crecimiento, lo que se llama intolerancia pasajera a la lactosa.

Después de las primeras 6 semanas, la frecuencia de las evacuaciones pueden distanciarse, incluso pasar hasta 7 a 10 días (incluso hasta más) sin evacuar y cuando lo hace, son blandas y el bebé se encuentra en buenas condiciones generales.  A esto se le llama falso estreñimiento y sucede por la inmadurez intestinal.

Si es fórmula artificial, serán de color verdosa, de consistencia más pastosa, algo más secas y al menos 2 o 3 veces al día. Con este tipo de leche es más probable que se presente estreñimiento por lo que si pasa más de 3 días sin evacuar, es mejor consultar con su pediatra.

Así son las heces de un bebé de 3 a 6 meses

las deposiciones de un bebé de 3 a 6 meses

Igualmente variarán en consistencia y frecuencia, de acuerdo a cada bebé y a la alimentación que reciba. Sobretodo, en estos meses los que reciben lactancia materna exclusiva pueden presentar el falso o pseudo estreñimiento, o sea, pasar varios días sin hacer caca, ya que la leche materna se digiere completamente, por lo que no tiene desperdicio y por la presencia aún de la inmadurez intestinal.

En los alimentados sólo con fórmula, deberían hacer al menos una vez diaria o cada 2 días, ya que mientras más días pasen sin evacuar pueden presentar un verdadero estreñimiento (heces duras y secas). En los bebés alimentados de forma mixta (leche materna más fórmula), también serán variables en color, consistencia y frecuencia.

La frecuencia de las heces de un niño de 6 a 12 meses

A los 6 meses, el bebé inicia la alimentación complementaria y esta ingesta de alimentos sólidos, ya sea, papilla o enteros, harán que la consistencia y frecuencia e incluso olor, cambien. Se dice que somos reflejo de lo que comemos y los bebés no escapan de este dicho, por tanto veremos incluso resto de alimentos en la caca, así como el color del alimento que ingirió.

En cuanto a la frecuencia lo ideal es que al menos haya 1 o 2 diarias o máximo cada 2 días, pero de consistencia pastosa o más formada, pero no llegando al estreñimiento.  Si esto sucede, se debe modificar un poco la alimentación, ofreciendo alimentos con más fibra y aumentar las onzas de agua en cada comida (1,5 a 2 onzas por comida al día). 

Según recomendaciones de la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria 'Enfermedades en la infancia' en estos casos y para evitar episodios de estreñimiento se debería iniciar progresivamente la toma de papillas de frutas de naranja o pera, de verduras, de cereales integrales o de avena y evitar las de manzana y plátano. 

Las deposiciones de un niño de 1 a 2 años

cacas del bebé de un año

Seguirá variando de acuerdo con cada bebé, a su tipo de alimentación (leche materna o leche de vaca o mixta y alimentos sólidos), a la cantidad que ingiera, a la ingesta de agua y a sus hábitos de evacuación intestinal. Al menos se espera que la frecuencia siga siendo, al menos, 1 a 2 evacuaciones diarias y de consistencia más pastosa o ya más formadas, pero blandas y suaves.

Como pueden darse cuenta, las evacuaciones de un bebé desde su nacimiento hasta los 2 años varían grandemente, ya que dependen de muchos factores, especialmente el ritmo de maduración intestinal de cada bebé y por tanto, en la frecuencia no hay nada fijo.

Puedes leer más artículos similares a Las veces que un bebé debe hacer caca al día según los meses que tenga, en la categoría de Cólicos del lactante en Guiainfantil.com.