Sorpresa de Gaspar. Poema corto de Navidad para niños hiperregalados

Una poesía navideña dedicada a los niños que piden demasiados regalos a los Reyes Magos

Marisa Alonso Santamaría

Algunos niños escriben cartas kilométricas a los Reyes Magos... Quieren más y más y más juguetes. Sin embargo, los Reyes Magos (que son muy sabios) son conscientes de que no les harían ningún favor a estos pequeños si les trajeran todos estos regalos. Este poema de Navidad escrito por Marisa Alonso está dedicado a todos esos niños que piden muchos regalos a los Reyes Magos y a Papá Noel (y que los reciben después); una poesía navideña para reflexionar sobre los niños hiperregalados.

Además de la lectura de esta poesía infantil de Navidad, desde Guiainfantil.com te proponemos algunas actividades educativas inspiradas en estos versos y te hablamos de la regla de los 4 regalos. ¿Alguna vez has oído hablar de esta estrategia para acabar con el síndrome del niño hiperregalado?

Poema corto para niños que piden muchos regalos a los Reyes Magos

Poema corto de Navidad para niños sobre los regalos

Mateo por Navidad

escribió a los Reyes Magos

a los tres les escribió

y pidió muchos regalos.

 

A Melchor una muñeca,

un transformer y un camión

y un patito musical

que le gustaba un montón.

 

A Gaspar pidió un mecano,

un puzle y juegos de mesa,

un monopatín eléctrico

y además una sorpresa.

 

Un tren con luz y sonido

y un tambor a Baltasar.

¡Ay, el camión de bomberos

no se vaya a olvidar!

 

Y sigue y sigue escribiendo

y pide muchos juguetes

y antes de lo que esperaba

llegó la carta hasta Oriente.

 

Arropado entre las sábanas

Mateo en la oscuridad

solo piensa en esa noche,

¡el día se acerca ya!

 

Y llegaron en camellos

y al lado del nacimiento

dejaron los Reyes Magos

dos regalos y unos cuentos.

 

El patito de Melchor,

el camión de Baltasar

y cuatro bonitos cuentos,

¡la sorpresa de Gaspar!

 

Actividades para trabajar esta poesía infantil navideña

Las actividades educativas para la poesía

A continuación te proponemos algunas actividades educativas a través de las que podéis trabajar esta poesía navideña. El objetivo de estos ejercicios (que deben proponerse a los niños como si fuera un juego) es que repasen algunos de los aprendizajes que han ido adquiriendo en el colegio pero también que reflexionen sobre el mensaje que el poema transmite.

1. Preguntas de comprensión lectora
En primer lugar te proponemos trabajar la comprensión lectora de tus hijos. A pesar de que se trate de un poema corto, podemos proponerles algunas cuestiones que nos ayudarán a saber si han prestado atención a la lectura y si son capaces de extraer el mensaje que entreteje los versos. ¡Aquí van algunas preguntas!

  • Mateo pidió muy pocos regalos este año, ¿verdadero o falso?
  • ¿Te acuerdas de alguno de los regalos que el niño pidió a los Reyes Magos?
  • ¿Los Reyes Magos le trajeron a Mateo todo lo que pidió en su carta?
  • ¿Qué podemos aprender de esta poesía? ¿Qué es lo que más te ha gustado?

2. Educar en valores a los niños
Este es un poema que invita a los niños (y a los Reyes Magos) a reflexionar sobre los regalos que pedimos/entregamos en Navidad. Tras su lectura, podemos aprovechar para educar en valores tan importantes como la generosidad o la solidaridad. ¿Por qué no propones a tus pequeños donar algunos juguetes para que otros niños sigan disfrutando con ellos?

3. Continuar con más estrofas el poema
Este es un buen ejercicio de creatividad: animaos a seguir el poema escribiendo vuestras propias estrofas. ¿Cómo reacciona Mateo cuando ve menos regalos bajo el árbol de los que espera? ¿Aprende una importante lección o se enfada mucho? ¿Cómo gestionan la situación en su casa?

La regla de los 4 regalos para evitar los niños hiperregalados

Regla de los 4 regalos para niños hiperregalados

Para terminar, no queremos dejar pasar la oportunidad de hablar a los Reyes Magos sobre una estrategia recomendada por muchos expertos para evitar el síndrome de los niños hiperregalados. ¿Has oído hablar de la regla de los 4 regalos? Esta estrategia ayudaría a que los pequeños aprendieran a valorar aquellos juguetes y demás obsequios que reciben y, al mismo tiempo, a acabar con el consumismo que muchas veces generamos en esta época de Navidad.

Cada vez se escucha más hablar del síndrome de los niños hiperregalados: pequeños que reciben absolutamente todos los regalos (y más aún) que piden en Navidad, aunque sean muchos. A menudo, los padres lo hacen en un intento de tener a sus hijos felices, para 'ganárselos' o para compensar alguna carencia como, por ejemplo, el hecho de pasar menos tiempo con ellos como nos gustaría.

Las consecuencias son niños que son caprichosos, que no valoran lo que tienen, que tienden a ser consumistas (y este es un hábito que podrían no abandonar cuando sean adultos), que son egoístas, que son poco creativos, que tienen poca tolerancia a la frustración... Los niños hiperregalados no sienten tanta ilusión por los regalos de Navidad, ya que saben que van a recibir todo y más que han pedido. Además, el recibir más y más regalos puede provocar que los pequeños se sientan cada vez más ansiosos.

Entonces, ¿qué cantidad de regalos es la indicada para los niños en Navidad? Si bien no hay ninguna fórmula mágica (¡ni mucho menos!) y hay que adaptarse a las circunstancias y necesidades de cada familia, los expertos hablan de regalar 4 regalos a los niños en Navidad. Estos 4 regalos son:

- Un regalo que quieran realmente.

- Algo que necesiten.

- Algo que puedan llevar (ropa, accesorios...).

- Un bonito cuento o libro adaptado a sus gustos y edad.

Nunca podemos olvidar que los niños no necesitan muchos juguetes para ser felices. ¡Todo lo contrario! Lo que necesitan son experiencias y pasar tiempo de calidad con su familia. Seguro que Mateo, el protagonista de nuestro poema de Navidad, aprendió esa importante lección. ¡Comparte los versos con tus hijos!

Puedes leer más artículos similares a Sorpresa de Gaspar. Poema corto de Navidad para niños hiperregalados, en la categoría de Cuentos en Guiainfantil.com.